DINAMARCA (ADNSUR) - Trabajadores que se encontraban cavando para realizar un gasoducto en la isla danesa de Funen realizaron un impactante descubrimiento el pasado fin de semana, catalogado por especialistas como una "rareza" no solo por el antigüedad, sino también por su "extraordinario" estado de conservación.

El hallazgo en cuestión se refiere a una espada de unos 3.000 años de antiguedad que data del periodo IV de la Edad de Bronce nórdica, y en base a los especialistas, podría tratarse de una ofrenda.

Según Jesper Hansen, curador en jefe del museo Odense Bys, se trata de una "rareza" en un "extraordinario" estado de conservación, cuya empuñadura, elaborada con madera, cuerno y antimonio, se ha conservado de manera óptima.

El material de líber con el que fue cubierta, aseguró, permitió que la hoja de bronce permaneciera casi intacta, con la excepción de una pequeña capa de pátina que se formó en su superficie por el paso del tiempo.

Cabe destacar que una vez que culminen los estudios correspondientes la espada será rearmada y posteriormente expuesta en las instalaciones del museo de Montergarden.