Una pareja francesa sorprendió al mundo al revelar que viven en el balcón de su departamento porque creen que hay fantasmas en la vivienda.

Patricia y David se habían mudado a su nuevo hogar junto a sus dos hijas, y a los pocos días una de ellas detectó algo "anormal" en el edificio.

"La luz se apagaba aleatoriamente, la televisión se encendía sola, el teléfono se congelaba sin motivo, la vajilla hacía ruidos extraños", explicó la pareja en diálogo con medios locales.

Tras varios días de sospecha, decidieron llamar a un médium -una persona a la que se considera dotada de facultades paranormales de percepción extrasensorial- para que verificara el departamento.

Fue el especialista quien confirmó sus peores temores, y desde entonces la familia decidió residir únicamente en el balcón.

"Comenzó con sombras negras y luego fue a más", agregaron previo a explicar que su decisión se basó en que no tienen dinero suficiente para permitirse una nueva mudanza.