Un usuario de Twitter sorprendió a las redes al compartir la historia sobre cómo tras dejar su bicicleta pinchada en el parque, no solo no se la robaron sino que cuando regresó la misma estaba arreglada.

Es sabido que Japón es uno de los países con sociedad más respetuosa de la propiedad privada, pero el relato compartido por "Yauimo" no deja de sorprender.

En base a sus dichos iba camino a su universidad cuando una de las ruedas de su bicicleta se pinchó, y al estar a mitad de camino, decidió que lo mejor era dejarla junto a una reja para tomarse el transporte público.

Para su sorpresa y la de muchos usuarios de redes sociales que leyeron su historia, cuando regresó al lugar a buscar su vehículo, el cual había dejado sin candado, no solo estaba allí, sino que alguien había decidido arreglar el neumático averiado.