ITALIA (ADNSUR) - Conocidas son ya las excentricidades de los futbolistas más populares del mundo, quienes debido a sus elevados salarios pueden darse lujos que para el común de la gente pueden resultar muy lejanos.

Este es el caso del astro portugués Cristiano Ronaldo, quien gastó más de 3.000 euros en un vuelo privado para que su gato, Pepe, viajara de manera urgente a España para ser tratado por especialistas luego de ser atropellado.

Según trascendió, el felino es de una raza muy exclusiva de la cual solo existen ocho ejemplares en el mundo, popularmente conocida como "gatos esfinge".

El gato del futbolista fue atropellado en Turín, donde el luso reside con su familia, y tanto él como sus hijos y su pareja, Georgina Rodríguez, buscan que sea tratado por los mejores especialistas del mundo en España.