Un grupo de seis personas están acusadas de integrar una asociación ilícita que se dedicaba a chantajear a usuarios en las redes sociales a cambio de no difundir imágenes íntimas. La supuesta banda operaba por redes sociales en Trelew y el Instituto Penitenciario Provincial camino a Puerto Madryn.

De acuerdo con la Fiscalía, el mecanismo comenzó en abril de 2019 cuando una mujer que estaría en connivencia con un presidiario, engañó a un hombre en Facebook con un perfil falso con quien mantuvo conversaciones íntimas y le pasó fotografías comprometedoras.

Al día siguiente, la víctima que había pasado las fotos a la mujer, recibió un llamado del detenido en el Instituto Penitenciario entre Trelew y Puerto Madryn, quien se hizo pasar por el padre de la chica de Facebook y amenazó con denunciarlo en el Juzgado de Familia.

La víctima pagó 6.400 pesos para evitar que lo denunciaran en la Justicia y, una vez acreditado ese monto, el chantajista le pidió 3.000 pesos más que se los depositó con tal de evitar el escrache.

Según la acusación, la banda hizo caer a nueve víctimas bajo esta modalidad de chantaje, y los pagos se concretaban en inmediaciones de la terminal de ómnibus de Trelew.

Las víctimas y los imputados sindicados como parte de la banda, acordaron resolver el caso mediante una probation y deberán hacer trabajo comunitario. En cuanto al presidiario, acordaron realizar un juicio abreviado que está pronto a resolverse.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!