Un dramático hecho ocurrió en las últimas horas en Pakistán, luego de que un hombre asesinara de cinco balazos a su hija recién nacida "porque prefería un hombre".

El hecho tuvo lugar en la ciudad de Mianwali, en la provincia central de Punjab, y según las autoridades el padre "llevaba quejándose tres o cuatro días de que quería tener un hijo y estaba muy enojado".

Según se reveló, el autor del crimen huyó tras llevar a cabo el asesinato, pero fue detenido durante la madrugada del jueves tras una intensa búsqueda.

Apenas un mes atrás otro preocupante hecho relacionado al nacimiento de bebés había tenido lugar en el país asiático, luego de que una mujer ingresara al hospital con un clavo en la cabeza que había sido colocado ahí por un  curandero que le había garantizado que así daría a luz a un niño.

En Pakistán, cabe destacar,  tener un hijo varón es considerado como una señal de buena suerte, ya que se cree que puede asegurar mejor el futuro financiero de sus padres que una niña.

Además, las mujeres sufren a diario hecho de violencia de todo tipo en el territorio que compone a una nación conocida por ser profundamente conservadora y patriarcal.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!