Pasaron más de diez días desde que Trelew se quedó sin servicio de colectivos urbanos por el reclamo de los choferes a los que les deben más de la mitad de los sueldos de julio, y en las úlltimas horas no hubo ningún avance en las negociaciones, según confirmaron a ADNSUR fuentes gremiales.

Los choferes de EL 22 siguen con la expectativa de cobrar los sueldos adeudados este miércoles, cuando la empresa percibiría los subsidios que le permitirán hacer frente a los pagos atrasados, aunque ninguno de ellos da nada por sentado y no descartan que el conflicto siga escalando.

Este lunes con el asueto administrativo, hasta el momento no hubo ningún contacto entre la Unión Tranviario Automotor (UTA), la empresa y las autoridades gubernamentales, por lo que mañana será el día de las definiciones a la espera de que lleguen los fondos.

Si los fondos no estuvieran acreditados esta semana, el conflicto podría seguir escalando con protestas de los ciudadanos y de los propios trabajadores, que sostienen que ya no pueden seguir esperando.

La empresa, hasta ahora, abonó menos de la mitad de los sueldos y se comprometió a completar el resto esta semana a más tardar, si es que llegan los subsidios.

PROTESTA DE VECINOS

El viernes pasado, el intendente Adrián Maderna recibió a los vecinos que se manifestaron en la Municipalidad y se comprometió a restablecer cuanto antes al menos algunas frecuencias en los horarios pico de mayor circulación.

Sin embargo, hasta este lunes a la mañana, no había ninguna novedad sobre estos refuerzos, y todo estaba sujeto a que la empresa abone la totalidad de los sueldos.

¿COMBIS DE REFUERZO?

Ante la incertidumbre que existe por la situación del transporte urbano de pasajeros, el concejal justicialista Oscar Villarroel propuso implementar como alternativa un sistema de combis "puerta a puerta" para ofrecer una solución alternativa a los vecinos.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!