El hecho ocurrió este jueves en un local de insumos informáticos de Burzaco, Buenos Aires. Allí, dos mecheras se hicieron pasar por clientes, lograron distraer a la empleada y le robaron su teléfono celular. El hecho delictivo quedó registrado a través de las cámaras de seguridad.

El robo ocurrió en un comercio ubicado en Alsina al 600. Una de las mujeres simuló observar la vidriera del local para asegurarse de que la vendedora estaba sola en el local. Segundos después, entró su cómplice y empezó a preguntar por teclados.

Cuando la vendedora se alejó del mostrador para atender, la otra mechera ingresó al comercio y aprovechó la distracción para robarse su celular y guardarlo entre sus pertenencias.

A su vez, se llevó otros elementos de valor. Todo esto lo realizó mientras simulaba mirar distintos artículos, indicó El Diario Sur.

Tweet de El Diario Sur

La delincuente salió del local pasando completamente desapercibida, mientras su cómplice seguía hablando con la empleada para mantenerla distraída.

La secuencia duró alrededor de dos minutos y quedó registrada en la cámara de seguridad del local. 

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!