Son 15 las familias que viven en precarias casas sin acceso a los servicios básicos,  frente al mar, debajo de donde funcionaba el supermercado La Proveeduría sobre Avenida Yrigoyen. En las últimas horas fueron notificados por el municipio de Comodoro Rivadavia para que desalojen el lugar, ya que por allí se prevé la continuidad de la obra del Paseo Costero. 

Una de las vecinas afectadas es Ailén Silva, quien relató que las familias en su mayoría, tienen menores a su cargo. “No puede ser que nos den un papel para que nos vayamos en 48 horas. Tengo a mi nena de 3 años. Hay niños viviendo. No me puedo ir porque no tengo donde irme”, sostuvo.

Y reconoció que si bien no tienen acceso a los servicios y las condiciones son precarias “se trata de vivir bien y por lo menos tener un techo porque sino nos quedamos en la calle”, dijo a diálogo con Tveo Comodoro. 

El municipio notificó a las familias que viven en el sector para que lo desalojen.
El municipio notificó a las familias que viven en el sector para que lo desalojen.

“Primero nos tienen que reubicar y después hagan la obra que quieran, porque no tenemos ningún lugar donde ir  y por algo nos vinimos acá”

Por su parte, Alejandro Acuña, quien vive hace 18 años en el sector, indicó que llegó a vivir a esta zona porque no tenía dinero para alquilar “así que me hice este ranchito para vivir aunque no tengo gas ni agua”.

El vecino lamentó la medida que no contempla la delicada situación de cada una de las familias que viven en el lugar en situación vulnerable. “Quieren desalojar a todos pero acá hay muchas familias con hijos”.

“Yo me voy a quedar acá sino me dan una solución de una vivienda me van a sacar con las patas para adelante”, advirtió finalmente.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!