Un especialista ligado a organizaciones laborales argentinas propuso recientemente achicar la jornada laboral a solo cuatro días a la semana en el país.

Se trata de Daniel Kostzer quien desde enero es economista de la Confederación Sindical Internacional, "la central más grande del mundo".

Desde Bruselas, le contó a El Cronista su idea, que contempla el análisis de las nuevas y futuras modalidades de empleo.

Está demostrado que la semana laboral de cuatro días no deteriora la productividad", aseguró.

Sin embargo, advirtió sobre la distribución de la carga horaria.

"Si se trata de concentrar las horas actuales en menos días, sería una buena decisión que lo defina el trabajador. Si genera una carga mayor, el beneficio no sería tal", destacó.

Además, aclaró: "en la Argentina está hecha la propuesta, se ha demostrado que no deteriora la productividad. Es un proceso que tiene que emerger del diálogo social".

"No hay recetas generales. Pero la gente no puede seguir trabajando cinco días, ocho horas, viajando dos horas de ida y vuelta. Hay que buscar un balance. La jornada laboral de ocho horas fue un logro de fines del siglo XIX. Parece mentira que en cien años no hayamos avanzado en eso", añadió.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!