NEUQUÉN (ADNSUR) - Luego de que manos anónimas pegaran una foto del dictador Jorge Rafael Videla sobre el pañuelo que simboliza la lucha de las Madres de Plaza de Mayo, la escuela dijo que se trató de un "accionar fascista". La ministra de Educación, Cristina Storioni, lo consideró "agraviante" y anticipó que iniciará un sumario.

 

Prensa Aten Provincial

 

El hecho ocurrió este martes, en un mural pintado en el CPEM 64 para representar "la lucha contra el silencio". El ataque se descubrió en el turno tarde y despertó el repudio público.

En la institución manifestaron que el mural había sido violentado de forma "cínica y provocativa" usando una foto del "genocida Videla, con una mueca burlona".

 

Cristina Storioni on Twitter

 

Había sido pintado con una finalidad pedagógica y en su inauguración participaron las Madres de Plaza de Mayo, filial Neuquén y Alto Valle.

Desde el CPEM 64 resaltaron su compromiso con la lucha por la Memoria, la Verdad y la Justicia: "por cada pañuelo que tapen, reproducimos miles", informó diario Río Negro.