CAPITAL FEDERAL - Con el fin de elevar la seguridad en la Unión Europea (UE), los ciudadanos de países a los que no se les solicita visa para ingresar en ese territorio, ahora deberán gestionar una autorización previa a sus viajes y pagar un permiso de siete euros.

El nuevo Sistema Europeo de Información y Autorización de Viajes (Etias, por sus siglas en inglés) se propone mejorar la seguridad interior, prevenir la inmigración ilegal, proteger la salud pública y reducir los retrasos en las fronteras, según se detalló en un comunicado de la UE.

Las compañías aéreas tendrán la responsabilidad de verificar que los pasajeros tengan en regla la autorización de ingreso.