CAPITAL FEDERAL - A 25 años del atentado a la AMIA, el Gobierno endureció la condena a Irán y al grupo Hezbollah, que fue señalado por la Justicia como responsable del ataque contra la mutual judia que dejó un saldo de 85 muertos y centenares de heridos.

No obstante, este jueves 18 de julio el Presidente no estará presente en el acto central que se llevará a cabo a las 9.53 en la calle Pasteur, y cuyo lema es “85 vidas arrancadas, 25 años de impunidad”.

Del acto sí participarán la vicepresidenta Gabriela Michetti, los ministros Germán Garavano, Alejandro Finocchiaro y Patricia Bullrich, y los secretarios Sergio Bergman y Claudio Avruj, entre otros funcionarios, además de legisladores.

Todos ellos escucharán los discursos del presidente de la AMIA, Ariel Eichbaum; Florentino Sanguinetti (director del Hospital de Clínicas en el momento del atentado), y Sofía Guterman, madre de Andrea, que a los 28 años se convirtió, como consecuencia de la bomba, en una de las víctimas del atentado.

Macri, sin embargo, sí encabezará, a las 18, la presentación, en el Museo Casa Rosada, del libro “Justicia perseguirás”, que reúne reflexiones de líderes políticos y personalidades mundiales sobre el ataque, editado por el Congreso Judío Latinoamericano.

Allí volverán a estar sus ministros, las autoridades de la AMIA y la DAIA e invitados especiales.

No es el único gesto del Gobierno que apunta a la comunidad judía. De hecho, en las últimas horas, el Ejecutivo publicó en el Boletín Oficial tres decretos alusivos: la creación del RePET -Registro Público de Personas y Entidades vinculadas a actos de terrorismo y su financiamiento-, una nueva indemnización con un plazo de 180 días para familiares y víctimas del atentado y la fijación de este jueves como “día de duelo nacional".

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!