CORRIENTES (ADNSUR)- En un complicado contexto de la pandemia, donde el aumento de casos de coronavirus preocupa a las autoridades y a los médicos que están en la primera línea de la trinchera luchando contra un virus, se siguen viralizando imágenes que reflejan el cansancio de médicos y especialistas que le ponen el cuerpo a la pandemia.

Elena Gómez, una enfermera del hospital San Roque de Esquina, provincia de Corrientes, se convirtió en la protagonista de una imagen que se hizo viral en pocas horas.

La foto fue tomada el 6 de enero por un compañero de trabajo, donde la jornada laboral de la médica comenzó a las 8 de la mañana y en sólo 3 horas ya llevaba hisopadas a 99 personas.

 “Estaba en la guardia y, en un momento de agotamiento, me senté, respiré hondo y pude decir: ‘Gracias, Dios, por otro día’; en ese instante mi compañero me tomó la fotografía”, detalló la enfermera en declaraciones a un medio de Corrientes. En ella se la puede ver sentada sobre una silla, cabizbaja y vistiendo toda la ropa y el equipo de protección para cuidarse del virus. Sin embargo, su día no había terminado. Finalmente, y en el lapso de ocho horas, Gómez hisopó a 200 personas.

“Sentía que me iba a desvanecer, mis piernas estaban muy cansadas y le pedí a un paciente que me esperara dos segundos porque no me sentía bien”, recordó. Fue por eso que debió pedirle “a uno de los chicos un sorbete” para “pasarlo por el costado del barbijo” y poder tomar agua sin dejar de cuidarse, indicó Radio Mitre.