Se trató de una donante multi orgánica y se pudo ablacionar riñones, hígado, córneas y válvulas cardíacas, para ello arribó a la ciudad un equipo de trasplante hepático en avión sanitario de Buenos Aires –relató la doctora-. Todo se pudo coordinar para que el operativo se realice sin ningún tipo de dificultad”.

La coordinadora, que participó de la operación realizada el domingo último, indicó que “por suerte la población está cada vez más concientizada y es más habitual hablar hoy de donación de órganos, ya dejó de ser un tema tabú o que la gente no esté informada. Por suerte nosotros vemos que la gente se manifiesta positivamente en cuanto a la donación y eso por supuesto genera una tranquilidad en la familia de los donantes, que da mucha satisfacción”.

Subirá precisó que “en la ciudad, si bien estamos trabajando durante todo el año en la detección de donantes, se dio la particularidad de que durante todos estos meses no habíamos tenido ningún donante con diagnóstico de muerte encefálica, por lo que este caso fue el primer caso del año. Seguimos trabajando para crecer en cuanto a la unidad de procuración en el hospital y estamos muy contentos, porque dos enfermeras se están formando en la especialidad”.

Si bien explicó que todavía no se conoce el informe final, “por lo pronto hay cinco personas que están siendo beneficiadas con el órgano o el tejido que estaban esperando. Es bueno hablar de donaciones y la gente tiene que hacerlo en su vida cotidiana. Quiero aprovechar para agradecer a toda la gente que colabora en estos procesos, incluso desde fuera del hospital, como Aerolíneas Argentinas, policía, personal de tránsito, de Defensa Civil. Y por supuesto a la gente del hospital, desde transporte hasta terapia, limpieza, laboratorio. Es mucha la gente que pone muy buena voluntad en cada uno de estos procesos”, concluyó.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!