Las fotos íntimas de Antonio González, presidente del club paraguayo Rubio Ñu, de Luque, junto al jugador Bernardo Gabriel Caballero desataron un escándalo de proporciones gigantescas en Paraguay. Las imágenes muestran a ambos en la cama y se habrían filtrado por una extorsión en una cuenta de Facebook.

El escándalo se desató cuando el futbolista abandonó la entidad y generó una disputa entre el titular del club luquense y su nuevo representante, de nombre Valentín.

"Se tuvo que ir del club porque lo llevó a Mar del Plata. Tuve que tomar la medida de que no venga más acá y ahí comenzó todo el problema. No estoy contando esto por despecho, no soy dueño de nadie. El problema es que uno tomó cariño y aprecio", declaró González en diálogo con el programa Azul y Oro,de Luque.

Escándalo sexual en Paraguay entre el presidente de un club y  jugador
era mi pareja personal. Encontró refugio en este puto viejo de mierda. Y tenía todos los privilegios "Sátrapa, bandido, estafador y desnutrido".

El presidente publicó dos videos para denunciar la situación y explicar su relación sentimental con el futbolista. En el primero, insultó al nuevo representante de Caballero, a quien llamó: "Viejo putazo, pelotudo, cara de culo, puerco de mierda".

En el otro, se grabó rompiendo el contrato del futbolista y lo amenazó: "Mirá lo que estoy haciendo con tu contrapase (sic), muñeco. Olvidate de jugar al fútbol".

El presidente aseguró que las imágenes no fueron filtradas por ninguna persona de su entorno personal.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!