CAPITAL FEDERAL - El 2020 fue un año complejo donde el mundo entero vivió situaciones y escenarios únicos. Con la mirada puesta en el fin de año, se acercan meses que en circunstancias normales suelen ser agobientes, pero que es este contexto de pandemia traen muchísimas más incertidumbres. Cerrar proyectos, encarar nuevos, proponer ideas, hacer balance y demás serán cosas que estarán cruzadas por el desconcierto de aún no saber cuándo, ni cómo, volveremos a una "normalidad".

A pesar de que nadie sepa qué va a pasar de acá a dos meses, en el mundo de la psicología cada elección lleva consigo un significado. Lo mismo ocurre en este caso; depende qué flor elijas es a lo que estarás predispuesto a vivir en el próximo año.

Flor 1

Hace tiempo tenés un proyecto en la cabeza que no deja de molestarte, pero jamás lograste concretarlo. Bueno, en el 2021 vas a poder hacerlo, te vas a mantener firme y lograrás lo que tanto soñaste. A su vez, harás un proceso interno donde todo lo que esté de más en tu vida lo dejarás fuera, no querés perder el tiempo ni energía en quien no lo merece.

Algo nuevo está por venir y nunca antes estuviste tan bien predispuesto al cambio.

Flor 2

Es hora de parar la pelota y ponerse a pensar la siguiente jugada. Sin embargo, antes vas a necesitar pensar y reflexionar, no sea que tomes una decisión precipitada. El 2021 traerá cambios a nivel interno. Seguramente te cierres un poco a los demás y te enfoques en vos mismo, es una experiencia que venías posponiendo pero ya no queda más tiempo por perder.

Este proceso de introspección te ayudará a atravesar una nueva experiencia de aprendizaje. Recibila con un fuerte abrazo.

Flor 3

Por último, si elegista la rosa con sombras tu fin de año va a ser algo muy parecido a una montaña rusa. No te interesa saber qué pasará con tu destino, vivís cada día como si fuese el último. Y eso es un total espectáculo. Te gusta viajar y es muy probable que lo hagas el año que viene. No obstante, necesitarás buscar un lugar donde sentirte seguro y en casa. ¿Dónde? La respuesta la encontrarás vos mismo a través de un viaje al interior.