COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - La neumonóloga infantil Sandra Barría se refirió a los casos de bronquiolitis en el Hospital Regional y dijo que “en mayo del año pasado teníamos la mitad de internados” que este año. “Estamos al límite de internación y estamos preocupados por eso. La salida es derivar pacientes a Trelew o Buenos Aires”, confesó.

“El frío que tenemos nos trajo antes las infecciones respiratorias que el año pasado tuvimos en agosto septiembre”, comparó.

Tenemos más del doble de internación respecto a mayo de 2015. Tenemos todas las camas ocupadas, son 40, tuvimos que pedir salas prestadas a otros servicios”, puntualizó en diálogo con el programa Tarde de tardes que conduce Luis Luján por La Cien Punto Uno.

“Teníamos también nueve niños con otras patologías pero la mayoría son bronquiolitis en bebés, sobre todo menores de seis meses”, comentó Barría. “Es lo que esperamos sobre todo en esta época de frío”, dijo y afirmó que la afección “grave en bebés muy pequeños; por eso estamos muy en alerta" y "por eso siempre decimos que no los saquen y que no los expongan ante personas enfermas porque la evolución en un bebé menor de seis meses es muy diferente a la de uno más grande; muchas veces se complican”.

“De los 40 casos, 30 son cuadros respiratorios bajos de bronquiolitis y algunas neumonías; la mayoría son bebés chiquitos. Son cuadros virales. Se analiza el moco y vemos cuál tenemos circulando, que es el sincitial respiratorio y también el virus de la gripe, la influenza A pero lo que más nos preocupa son las bronquiolitis”, resumió.

La neumonóloga agregó que “en otros servicios hay internaciones en clínicas privadas pero los chicos moderados a severos están en el hospital, que es el único lugar donde tenemos terapia intensiva; si los bebés necesitan cuidados como la asistencia respiratoria mecánica el único lugar donde se les puede ofrecer es en el Hospital”.

“Hubo una gran cantidad de consultas ambulatorias en la guardia; Fue un fin de semana complicado para los pediatras”, resumió y consideró que “seguirán los virus hasta que no pase esta época fría”.

GRIPE A

En cuanto a la cepa H1N1 dijo que “no sabemos si está circulando. Eso se analiza en el Malbrán en Buenos Aires y no tenemos hasta ahora resultados. Se supone que es ése el virus porque en toda la Argentina está circulando”.

“Tuvimos cuatro pacientes internados con gripe A: un niño de cuatro años y tres niños chiquitos que no estaban vacunados”, informó y confirmó que “apenas mandan vacunas ahora se acaban. Es importante que se vacune la población de riesgo. Uno de los bebés no tenían vacunas y en el otro caso su mamá no se había vacunado en el embarazo”, resumió.

“Se puede complicar en el caso de los menores de dos años. Por eso hacemos hincapié en que ellos se vacunen y las mamás embarazadas que deben vacunarse por ellas y para cubrir al bebé durante los primeros seis meses”, especificó.

“Están tomando cada vez más conciencia. Muchos recurren ahora a vacunarse.  Estamos insistiendo un montón en esto pero a veces no lo hacen”, lamentó.

La doctora consideró que “mayo será el peor mes que transitemos y luego todo se calme”.

En cuanto al límite del Hospital, dijo que son “las 40 camas” que tienen ocupadas actualmente. “Sé que se darán altas” en las próximas horas pero a veces se ocupan inmediatamente, por lo que “estamos muy al límite”.

POSIBLES DERIVACIONES

“Estamos muy preocupados; no sabemos si esto va a seguir aumentando y no vamos a tener lugar para internar. En Terapia Intensiva las cinco camas que tenemos están ocupadas. La salida sería derivar a pacientes como hace dos años atrás cuando tuvimos el brote de bronquiolitis donde debimos derivar a Trelew o Buenos Aires”, dijo.

“Creo que estamos en el pico máximo; ojalá que sea así”, anheló Barría y pidió “colaboración de todos”.

Comentó que “este fin de semana los pediatras de Comodoro atendieron a todos los niños en el Hospital; no hubo otro lugar”. Había tres de guardia y dos residentes. Afirmó que en las clínicas no atendieron este domingo. “No sé por qué no hubo pediatras, por lo que debieron venir todos al Hospital”.