Pablo González dijo en su paso por Comodoro Rivadavia, durante la celebración del centenario la creación de la empresa petrolera, que la cuenca San Jorge podría tener recursos no convencionales para explotar, al tiempo que valoró el potencial en energías renovables para desarrollar en la región.

“El año pasado hicimos una perforación en la formación D-129, en Cañadón León (en el norte de Santa Cruz) y nosotros somos un poco más ansiosos que los profesionales, que son más cautelosos”, dijo el presidente de la petrolera, en diálogo con ADNSUR, al hacer referencia a la perforación de un pozo horizontal en busca de recursos no convencionales.

“Ya estamos planificando el presupuesto del año que viene, que seguro vamos a anunciar con mayor certeza a fines de este año y qué planes de exploración vamos a desarrollar. Pero sí les puedo decir que vamos a aumentar la actividad, no la vamos a bajar, que era una de las preocupaciones que me hicieron llegar los sindicatos de Chubut. Yo di garantías de esto y estamos buscando financiamiento para 2023. El año pasado tuvimos una inversión neta de 2.300 millones de dólares; este año habíamos proyectado 3.700 y acabamos de corregir a 4.100 millones. Y para el año próximo esperamos unos 5.200 millones de dólares. Esto hay que conseguirlo y ver cómo se distribuye en todo el mapa productivo, que no es sólo el petróleo, sino también el gas, las renovables y el triángulo del litio que estamos desarrollando entre Catamarca, Salta y Jujuy”.

Al requerirle precisiones sobre los recursos no convencionales, el ejecutivo citó una frase de los técnicos de la compañía, que suelen decir que por las características de la región puede haber recursos a profundidades no convencionales, aunque deberá evaluarse el potencial y la viabilidad económica para su futura explotación.

“Hay que prever también los equipos de perforación que se necesitan y que en este momento son un bien escaso en el mundo”, advirtió.

En relación a las energías renovables, anticipó que será fundamental que se pueda ampliar la capacidad de transporte de energía, ya que si bien YPF Luz puede obtener financiamiento de modo más sencillo que para la actividad hidrocarburífera, “hoy podemos hacer más parques eólicos” debido a la falta del nodo de interconexión al sistema interconectado nacional, que debería realizarse en Comodoro Rivadavia.

La exportación de gas podría generar 20.000 millones de dólares al año dentro de una década

González también se refirió al reciente acuerdo firmado con Petronas, que en distintas etapas contempla la posibilidad de construir un nuevo gasoducto, similar al ‘Néstor Kirchner’ que ya está en ejecución, para poder transportar gas hacia una futura planta de licuefacción, a fin de posibilitar la exportación de gas en buque hacia distintos puntos del mundo.

“La planta para la elaboración de GNL (Gas Natural Licuado) va a motivar una inversión de 10.000 millones de dólares hasta el año 2029 y un total de 40.000 millones hasta el año 2036 –refirió-, para lo cual hemos firmado el acuerdo con Petronas, que es una de las petroleras más importantes del mundo. Es un proceso paulatino y permitirá empezar a sustituir importaciones, con una potencial exportación de 460 buques por año (frente a los 25 a 30 que estamos importando actualmente por año). Esto implica divisas por alrededor de 20.000 millones de dólares anuales”, proyectó.

El ejecutivo comentó que hay interés de parte de empresas europeas, al tiempo que indicó que el país debe crear los marcos normativos para la producción del gas licuado y la construcción de las obras de infraestructura necesarias, como un segundo gasoducto, de 570 kilómetros de extensión, con mayor capacidad que el que hoy se construye para abastecer el mercado interno con gas proveniente de Vaca Muerta, Neuquén, hacia los centros urbanos en la provincia de Buenos Aires.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!