Desde el aires, los colores del otoño se funden hacia el horizonte... Dolavon, o “prado del río” en galés, fue fundado en 1919. La ciudad, atravesada por un gran canal conserva en sus rincones las huellas de la colonización galesa.

La enorme noria del canal, la ex estación del ferrocarril, las construcción de chapa y ladrillo por toda la localidad le confieren un caráctar histórico particular.

Esta ubicada en el noreste de la provincia, en el Valle Inferior del Río Chubut, a 36 de Trelew, 95 de Puerto Madryn, 384 kilómetros de Comodoro y a 1487 kilómetros de Buenos Aires, y se accede por la ruta nacional 25.

La arboleda y la pradera que la rodean son lugares ideales para un día tranquilo de picnic, especialmente la zona del puente colgante peatonal que cruza el río Chubut.

Por la zona se pueden realizar excursiones, caminatas, circuitos gastronómicos degustando repostería típica galesa, hay ferias y eventos a lo largo del año.

El paso por Dolavon no está completo sin la visita al molino harinero construido en 1927y que funcionó hasta la década del 40, cuando el gobierno nacional decidió subsidiar el trigo del norte del país y provocó la decadencia de los trigales patagónicos. Hoy, intacto, el molino es un museo y en su patio posterior funciona un restaurante y se elabora allí cerveza artesanal, embutidos y una amplia gama de productos.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!