COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR)- Este miércoles a las 01:20 horas se procedió a realizar la clausura del comercio “Santino”, ubicado en Antonio Ostoich Nº 1310 del barrio Abel Amaya, por haber sido sorprendido infraganti vendiendo bebidas alcohólicas. Se labró acta de infracción municipal a la ordenanza 8787/06 y el secuestro de los elementos vendidos.

En tanto, a las 01:44 horas se detectó venta clandestina en un domicilio del barrio 30 de octubre donde sorprendieron a un hombre mayor de edad comprando dos latas de cerveza.