Cinthia Fernández brindó detalles sobre el reencuentro de sus hijas con su padre Matías Defederico, luego de las intensas vacaciones en República Dominicana. 

“Un día viene la nena (Charis), cae con un juguete desde la casa del papá y Francesca le dice ‘¿y qué me compraron a mí?’”. “Y mi hija le responde ‘me dijo papá que nada porque vos no te quedaste en la casa’”, inició con malestar.

“Él le mandó a decir que no le compraba un juguete porque no se quedó en la casa del papá”, explicó. “Y yo, como tengo en la baulera, archivado de los canjes, acciones que hago, juguetes sorteé el momento y le dije ‘pero mamá tiene un regalo mejor’”, detalló sobre lo que hizo para solucionar el problema. “Ahí fue mamá y le dio un regalo”, enfatizó.

Además, evitó que se malinterpreten sus palabras. “¿Es material? Sí, pero no estoy yendo al punto material”, expresó.

En este sentido, lo que realmente le indignó fue la situación que atravesó la pequeña que estuvo internada por un fuerte cuadro de gastritis. “Vos no podés castigar a una criatura así le regales una pulsera o un oso o una Play Station porque no fue a tu casa”, resaltó. 

“La otra vez también. La llevaba (a Francesca) a una cama saltarina si se quedaba a dormir en la casa del papá. ‘Te llevo si te quedás a dormir en la casa de papá”, agregó.

“¿Qué es esa manipulación?”, preguntó furiosa y luego explicó cómo debería haber actuado: “‘Vení hija, yo después te llevo a la casa de tu mamá. No te tenés que quedar a dormir’”. “Así se manejan las cosas y no diciendo ‘no venís’”, concluyó.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!