"La situación de violencia de género es muy difícil", advirtió el lunes por la mañana Anabel Pena, jefa de Primer Nivel de Atención de los Centros de Atención Primaria de la Salud (CAPS) de Puerto Madryn, en conferencia de prensa un día antes de que se conmemore el Día Internacional de la Mujer.

Pena admitió que aún con los avances que se han hecho en la materia, desde los CAPS registran una baja concurrencia frente a estos hechos: "Las víctimas de violencia de género acuden poco a los centros de salud", dijo. 

Y reconoció que "A muchas mujeres les cuesta darse cuenta de la situación en la que están inmersas o les da vergüenza compartir sus historias", aunque destacó que una vez que acuden desde la salud pública se acompaña a la víctima de manera integral, preservándola y otorgándole todas las herramientas para ayudarlas. 

Las declaraciones se dan en el marco de la jornada de actividades que durante toda la semana están llevando adelante los equipos de los CAPS Ruca Calil, Roque González, Güemes, Aristarian y Favaloro, por las que se convoca a mujeres de todas las edades para compartir charlas, caminatas, encuentros, clases, bailes y otras acciones que buscan visibilizar algunas temáticas relacionadas con la mujer desde una óptica de salud integral.

"El 8M es un día para reflexionar sobre los avances y conquistas de derechos de las mujeres, dentro de los sanitarios se destacan los derechos reproductivos, el acceso al aborto libre y gratuito, la salud integral de atención y acompañamiento a las víctimas de violencia de género", remarcó Pena. 

La conmemoración de este 8M llega con números que todavía asustan y siguen siendo alarmantes. Sin ir más lejos, en pleno 2022 en la Argentina se registra un femicidio cada 26 horas, según revelaron recientes informes en lo que va del año.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!