Las promesas deben ser cumplidas. Todos los saben y abundaron previo a la final Argentina - Francia por la Copa del Mundo, donde el país finalmente se consagró tricampeón después de 36 años.

Hubo promesas de tatuajes, cortes, caminatas y teñirse, fueron uno de los tantos que se escucharon. En Comodoro Rivadavia, Pablo, vecino del barrio Rodríguez Peña Este, decidió cumplir a rajatabla su promesa: “Su promesa era si Argentina salía campeón, iba arrodillado desde casa hasta la entrada del barrio”, contó su pareja a ADNSUR.  Y así lo hizo.

Así fue recorrió de rodilla unos 400 metros aproximadamente por una calle de piedras, mientras sus familiares lo acompañaron y lo grababan alentándolo. Él mientras iba haciendo flamear la bandera que llevaba en sus manos y recordando que era una promesa que debía cumplir.

 CUMPLIENDO PROMESAS

Ian y Santiago, dos adolescentes que viven en Comodoro Rivadavia, también decidieron cumplir su promesa y en la era digital, lo compartieron a través de una transmisión en vivo: se raparon entre ellos mientras vestían las camisetas de la selección Argentina.

Así quedaron los dos hinchas comodorenses tras el cambio de “look mundialista” tras cumplir su promesa.

Así quedaron los dos comodorenses tras cumplir su promesa. Foto: ADNSUR
Así quedaron los dos comodorenses tras cumplir su promesa. Foto: ADNSUR

No muy lejos de Comodoro, más precisamente a 135 kilómetros en localidad santacruceña de  Pico Truncado, Karina y su hijo cumplieron también rapándose ambos en una de las plazas de la ciudad y ante la mirada de los vecinos, que celebraron la valentía al cumplir. 

Karina cumpliendo su promesa. Foto: archivo
Karina cumpliendo su promesa. Foto: archivo
¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!