El salto del dólar y la inestabilidad de los mercados provocada por la incertidumbre que trajo aparejado el cambio de titularidad en el Ministerio de Economía de la Nación impacta en múltiples niveles de la sociedad argentina. Los consumidores notan el incremento de precios, reducen las salidas y "los gustitos" que solían darse desaparecen. Los empresarios entonces no sólo se enfrentan a un aumento de sus costos -como toda la población- sino también a una disminución de sus ingresos porque sus clientes restringen sus gastos.

"Desde el viernes pasado notamos que hay un listado de productos que no están en góndola en este momento y los que sí están vinieron con un incremento algunos de hasta un 35%. Otros un 15%", mencionó Juan Manuel Fernández, de la Cámara Hotelera Gastronómica comodorense, a ADNSUR. 

Explicó que "generalmente cuando pasa esto con el dólar los precios tardan una semana en acomodarse por eso nosotros desde la Asociación Hotelero Gastronómica les pedimos a nuestros socios traten de esperar una semana para ver cuál es el precio final".

"Muchos de los socios gastronómicos no han tocado todavía la carta y otro sí. En la realidad se nota cuando uno va a comprar que los productos aumentaron bastante", mencionó.

Indicó que los productos que faltan en góndola son cortes de carne, aceite, café, quesos y fiambres. "Productos que generalmente vienen de afuera, de Buenos Aires, no son de Patagonia... Estamos a la espera de que este lunes se normalice y ya para saber qué acción vamos a tomar desde los gastronómicos. Calculo que se tocará un poco la carta, no sabemos qué porcentaje eso lo sabremos el lunes", sostuvo.

"Cabe destacar que desde el viernes pasado a ahora bajó muchísimo el consumo, hay menos gente en los restaurantes y bares más allá de que estamos a principio de mes, se nota una caída bastante importante. La gente dejo de salir", señaló.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!