CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - Las pintadas del Cabildo ocurridas tras la desconcentración de manifestantes tras el acto por los dos años de la muerte de Santiago Maldonado le costarán al Estado $270.500. Esa cifra no incluye la restauración del edificio de la Jefatura de Gobierno porteño y de la Legislatura, que también fueron vandalizados por un grupo de personas en la marcha que se llevó a cabo este jueves.

Durante este 2019, es la quinta vez que se pinta el Cabildo a raíz de los graffitis que dejan los manifestantes, según detalló Cadena 3. Por ese motivo, se desembolsaron $1.350.000 solamente este año para dejarlo como nuevo.

Esta situación que se repite en cada marcha llevo a la implementación de un Programa de Limpieza y Vandalismo en Espacio Público, a cargo de Pablo Banchieri, quien detalló a esa radio que "el cabildo tiene un tratamiento especial que consta de darle una película anti grafiti que permite que cuando es vandalizado no penetren hasta el fondo de la pared. Con un producto se remueve todo lo que se ensucia y esto permite no agredir la estructura del Cabildo, que es patrimonio histórico". 

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!