CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - El presidente de la Nación, Alberto Fernández, y el gobernador de Formosa, Gildo Insfrán, se saludaron con un abrazo, sin mantener la distancia social recomendada y sin barbijo este jueves por la tarde, lo que provocó el enojo de muchos usuarios en redes sociales, considerándolo un "mal ejemplo" el que dieron en medio de la pandemia de coronavirus. 

mavica on Twitter

El cálido abrazo, luego de la conferencia de prensa del jefe de Estado nacional, duró varios segundos mientras el gobernador le hablaba al oído al presidente, según se observa en videos del acto que circulan en redes y que generaron la indignación de muchos usuarios.

Después del saludo sí los mandatarios provincial y nacional tomaron cada uno su barbijo de la mesa, informó Cadena 3. 

Al terminar el acto, Fernández avanzó rodeado de la multitud con el barbijo solo sobre el mentón, y hasta se tomó una selfie con un celular ajeno.