Casi como en una película de espías, los protagonistas se fueron enterando hoy sobre la marcha dónde era el encuentro, en el que ofició de anfitrión el intendente de Trelew, Adrián Maderna. La cita fue en la calle Brown, entre Condarco y Belgrano, y fueron llegando los comensales a partir de las 12,30. Allí confluyeron desde Comodoro Rivadavia, el intendente Juan Pablo Luque y el presidente del PJ, Carlos Linares. Desde Puerto Madryn, los mellizos Ricardo y Gustavo Sastre, vicegobernador e intendente de la ciudad del golfo. Y luego los locales, el intendente, y los dirigentes Gustavo Mac Karthy y Norberto Yauhar.

A ellos se sumaron dos actores del sector privado, que tienen un peso específico enorme en la política chubutense desde hace años: el comodorense Cristóbal López y el trelewense Jorge Aidar Bestene. Se trata de dos hombres del mundo de los negocios, pero con un alto perfil político, que desde hace tiempo tienen relevancia en cuestiones partidarias. Incluso Aidar Bestene fue apoderado del partido, y llegó a reconocer públicamente sus aspiraciones de ser candidato.

El motivo del encuentro: tratar de definir una estrategia que unifique posturas, evitar mostrar un partido dividido hacia afuera, y por qué no, hablar un poco de los posibles candidatos. Según los participantes, una de las definiciones claras que dejó el encuentro, es que no hay candidaturas aún. El mensaje es que, ahora que está el escenario de postergación de elecciones, habrá más tiempo y la lista se va a definir sobre la hora, pero con un criterio de unidad. Esto quiere decir que todos los comensales de este mediodía, más allá de sus aspiraciones, admitieron que acatarán lo que decida el conjunto, y no someterán al partido a una interna, algo que le ha costado muy caro al peronismo en el pasado reciente.

Uno de los actores de esta tarde en Trelew, confió a ADNSUR que “los que dijeron que quieren estar -en la lista del Frente de Todos en septiembre- son Carlos Linares, Ricardo Sastre, Julián Leúnda, y también Nancy González” y en ese sentido, se entendió que “todos vamos a tirar para el mismo lado, lo que defina el espacio deberá ser respetado”.

No se dieron mayores detalles sobre cuáles serán los criterios adoptar para definir quién integrará finalmente esa lista de “unidad”, pero todos mostraron satisfacción y optimismo en que hay un compromiso de trabajar todos juntos, y para ello “hay que hablar con los intendentes, y Luque irá a la cordillera en los próximos días para explicarles, y también hay que hablar con los diputados del bloque, y especialmente hay que bajar este mensaje a los compañeros, socializar esto para ver la opinión de los militantes”.

MENSAJE DE UNIDAD

El mensaje de confianza sonó bien en boca de los voceros, pero nadie explicó el cómo se hará. Lo que está claro, de acuerdo a lo que pudo reconstruir ADNSUR, es que no se habló de un liderazgo, de un dedo “elector” o con “bolilla negra”, sino que será el conjunto el que tomará la mejor decisión para el espacio, pensando en cuál es la mejor alternativa para representar al PJ en el Congreso Nacional.

Y una vez que se defina esa estrategia, el compromiso será salir a mostrar un partido lo más compacto hacia afuera, para pelear por las dos bancas del Senado por las que va a haber disputa con Cambiemos y con la oferta del arcionismo.

Tal como viene adelantando esta agencia, cuando informó de otros encuentros “secretos” en Comodoro, el primero entre Luque-Sastre-Arcioni el 11 de abril, y el segundo con Cristóbal López junto a Luque, Linares y dirigentes gremiales el 25 de abril, el justicialismo enfrenta un dilema de decidir sus candidatos con el menor daño colateral, tratando de evitar la interna.

Ya se explicó en la columna política del último domingo que uno de los temas a resolver es que Carlos Linares está lanzado como candidato hace un año, y que su nombre mide bien en los sondeos, pero esto no le cierra a muchos dirigentes, y aparecen otros nombres en la disputa, como los de Ricardo Sastre y Julián Leúnda.

El nombre de Sastre viene sonando hace ya algunos meses, y en los últimos días, el madrynense redobló la apuesta y parece más decidido que nunca. En el caso de Leúnda, el joven asesor presidencial comenzó a hacerse ver mucho en las últimas semanas, y su nombre empezó a estar en boca de todos, al punto que el mismo Sastre, el intendente Maderna, y el diputado Santiago Igón lo mencionaron como posible candidato en las últimas horas. Aunque no se diga abiertamente, seguramente alguno de estos tres, Linares, Sastre o Leúnda, será quien encabece la lista de senadores del Frente de Todos. Y no hay que descartar a dos de ellos combinados: por ejemplo, la fórmula Leúnda-Sastre o Sastre-Leúnda sonó muy fuerte en estos días en boca de varios “influencers” del PJ chubutense.

DESAFIO

Si algo quedó claro esta tarde, según los interlocutores, es que no hay ningún candidato todavía, lo que más allá de las declaraciones de Linares sobre su postulación inamovible, significa que -en aras de la unión del justicialismo- se acatará el mandato de la mayoría.

“Acá estuvieron los intendentes de las tres principales ciudades, y todos vamos a trabajar dentro del espacio del peronismo, eso es lo importante”, señaló otro de los actores.

Por lo bajo, algunos participantes habían confesado previamente que tenían expectativas, que no se cumplieron. Nadie lo va a admitir, pero había quienes creían que su nombre iba a salir “ungido” de este encuentro, porque todos esperaban tener el aval para ser la imagen del PJ en septiembre.

Otro de los voceros, confesó a esta agencia que si bien se está discutiendo sobre las elecciones 2021, "también estamos definiendo lo que puede pasar en 2023, no te voy a mentir". No hay dudas, en el encuentro hubo más de un aspirante a ser la cara del peronismo en la próxima contienda a gobernador dentro de dos años.

Una vez más, el dato es que entre los 9 participantes, no hubo una sola mujer de un partido que tiene 4 vicepresidentas del género femenino. Los consultados, explicaron que esto obedeció a las restricciones de la pandemia, pero que por supuesto, lo hablado se va a socializar más adelante, en una gran cantidad de reuniones que habrá que realizar en los próximos dos meses, en la tan ansiada “búsqueda de la unidad”.