RAWSON (ADNSUR) – El vicegobernador de Chubut, Ricardo Sastre, se refirió al anuncio que realizó ayer el gobernador Mariano Arcioni, al informar que se avanzará  en el pago de sueldos de los rangos pendientes de julio, y los dos primeros del mes de agosto. Y además, afirmó que en noviembre la provincia podrá salir del pago escalonado de salarios.

“Celebro el optimismo que ronda tras el anuncio del gobernador de la salida del pago en rangos. Desconozco cuál es la ingeniería económica. Estamos hablando de una situación de máximo éxito. Ahora hay que conseguir quien compre las letras que el Banco Central autorizó a emitir. Dios quiera que haya oferentes que se interesen y compren estas letras que seguramente también ofrecen otras provincias”, manifestó.

Asimismo, Sastre habló sobre las sesiones virtuales en la Legislatura y señaló que se sesionaría el martes y jueves de la semana que viene, “si no hay un pedido de sesión especial. Si avanza el pedido tendría que ser el viernes”.

Además reconoció que en la Legislatura ha habido diálogo con los gremios estatales, que llevan adelante los reclamos por el pago de haberes: “Seguramente no hace destrabar la situación pero colabora, que se puedan encauzar las cosas es lo que más deseo”.

El vicegobernador además cuestionó que “muchos hacen conjeturas porque yo estoy en la línea de sucesión. Cuando yo decido acompañar al gobernador Arcioni, yo era una de las personas que estaba en condiciones de ser candidato a la gobernación”, dijo a Radio Chubut.

Y aseguró que “el éxito viene de la mano de los equipos de trabajo que se puedan formar. Yo voy a hacer lo posible para que el gobernador y esta gestión se encamine, pero que estamos preparados, es cierto. Si nos toca mañana, o cuando fuese, nunca le vamos a temer al desafío. Entiendo que estamos preparados (para la gobernación) no para el 2023 sino para el año que viene o la semana que viene, o cuando sea necesario”, puntualizó.