MENDOZA - El gobernador de Mendoza, Rodolfo Suarez, confirmó este lunes que vuelven las reuniones familiares a la provincia. Será los días sábados, domingos y feriados. Las reuniones de amigos siguen prohibidas.

Desde el Gobierno aseguraron que la medida se toma apelando a la responsabilidad de los más jóvenes.

El gobernador reiteró que es en los jóvenes donde se registran mayor cantidad de contagios y por eso les pidió conciencia para que cuiden a los adultos mayores.

Según publica MDZ, las reuniones familiares tendrán nuevamente un máximo de 10 personas.

Otro de los anuncios que hizo Suarez es que no se controlará más las salidas por último número del DNI.