COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - El inicio de clases previsto para este lunes 1 de marzo estará enmarcado por el protocolo aprobado recientemente por el Consejo Federal de Educación, en el que se establece un regreso gradual a las clases presenciales, combinado con las modalidades digitales, aun con las conocidas limitadas del caso, que rigieron durante el año 2020. ¿Quiénes empiezan las clases mañana? ¿Cuándo se incorpora el resto de los cursos? ¿Qué son las ‘burbujas’ de alumnos? ¿Cuáles son los elementos que deben llevar los chicos a la escuela? Los detalles, en este informe exclusivo de ADNSUR.

En la primera etapa, en la que se buscan definir las condiciones previas al regreso de la comunidad educativa, habrá una presencialidad gradual, en la que se presentarán en las aulas los alumnos de los últimos años de cada ciclo: sala de 5 años, en el Nivel Inicial; sexto año de Nivel primario y secundario, o el séptimo en el caso de las escuelas técnicas.

No ingresarán todos los grupos completos, sino que se conformarán “burbujas” de alumnos (de este modo, ante eventuales casos de contagios, será más sencillo identificar y hacer el seguimiento al grupo de contactos): en la primera etapa habrá 7 chicos por sala en Nivel Inicial y hasta un máximo de 15 alumnos por aula para el caso de nivel primario, que concurrirán en forma alternada, día por medio, rotándose con un segundo grupo de compañeros, de similar cantidad. Por ejemplo, el grupo 1 tendrá clases presenciales lunes, miércoles y viernes de la primera semana; y martes y jueves, clases a distancia. El grupo 2 concurrirá en la primera semana los martes y jueves, mientras a la siguiente semana se invierten los días que corresponde a cada grupo.

Para el nivel secundario, la modalidad de burbujas será igual, es decir con un máximo de 15 integrantes, pero la mayoría de las escuelas está optando por una alternancia semanal: es decir, el grupo 1 concurre presencialmente durante la semana del 1 al 5 de marzo, mientras el grupo 2 lo hará del 8 al 12. “Esta es una opción que expresó la mayoría de las escuelas secundarias –explicó la subsecretaria de Educación de Chubut, Silvia Reynoso, consultada para este informe-, porque se hace más complejo la alternancia diaria, por los horarios cambiantes de los profesores y las distintas materias. Entonces les resulta más práctico la concurrencia por semana para cada burbuja”.

Punto por punto: qué dice el protocolo para la vuelta a clases en Chubut

Las escuelas de Nivel Inicial se manejarán con una alternancia mixta, ya que algunas están optando por el intercambio de burbujas en forma diaria, mientras otros jardines lo harán en forma semanal.

También hay posibilidad de que las direcciones escolares decidan convocar a más cursos en esta primera semana, de acuerdo a la continuidad pedagógica que hayan tenido durante el año pasado, por ejemplo para que también asistan los integrantes del primero y segundo grado.

Estos casos fueron comunicados el último viernes, a raíz de que la prolongación del conflicto docente impedía saber si habría posibilidad de iniciar las clases este lunes. Todo dependerá además de la situación de los edificios escolares, ya que el paro de auxiliares que se extendió hasta última hora del jueves último, con la firma del acuerdo para el pago de salarios, podría demandar algunos días para la puesta a punto de algunas escuelas.

“No hay improvisación, sino que éstas eran las circunstancias que involucraban a docentes y auxiliares –añadió la funcionaria-. Hay muchas escuelas debidamente preparadas, con todos los elementos de higiene y hasta ensayando los momentos de ingreso y de egreso, pero otras no pudieron hacerlo. Habrá distintas situaciones en esta primera semana”.

Los alumnos que no inicien de manera presencial, comenzarán a recibir tareas y actividades de forma virtual, a través de las plataformas utilizadas el año pasado.


Incorporación progresiva en forma semanal

Paulatinamente, se irán sumando los distintos grupos de alumnos, en una progresión desde la segunda semana de marzo. Por ello, se estima que en la última semana de marzo o primera de abril, las escuelas deberían tener la totalidad de las burbujas en el edificio escolar, es decir representantes de cada grado o año de secundario con presencia en las escuelas, sosteniendo siempre el sistema de alternancias por día o por semana.

Punto por punto: qué dice el protocolo para la vuelta a clases en Chubut

Otro punto destacado del protocolo es la distancia mínima de 1,50 metro entre los alumnos, por lo que si las condiciones físicas no permiten esa medida, la cantidad de alumnos por burbuja será inferior.

“Hay escuelas que están organizando 3 burbujas por curso, aunque no lleguen a 30, para poder cumplir con ese requisito del protocolo, en el que se debe respetar la distancia mínima”, añadió Reynoso. También se sugieran varias disposiciones de los pupitres, para lograr la distancia mínima y facilitar la circulación de aire.

¿Qué pasa si en un aula hay más de 30 alumnos, ya que el protocolo impide superar los 15 chicos por burbuja? “Hay pocos casos en que se está verificando esta situación, sobre todo porque el año pasado no hubo repitencia, pero se irá resolviendo a medida que se abran las escuelas –indicó Reynoso-, porque también vamos a tener chicos que, por tener factores de riesgo, no van a poder concurrir de manera presencial en ningún momento. Entonces esa situación irá liberando algunos lugares, todo lo iremos viendo con la práctica. Lo que no podemos hacer, por las condiciones epidemiológicas actuales, es superar los 15 alumnos por grupo”.

¿Qué deben llevar las chicas y chicos a la escuela?

Los útiles escolares debidamente identificados es una de las premisas de todos los tiempos, pero la pandemia impuso una nueva regla: “Tenemos un nuevo valor fundamental –aclaró Reynoso- que es: ‘no comparto para cuidarte’. Habitualmente enseñábamos a colaborar y compartir, pero lo primero que decimos ahora a nuestros chicos es que los elementos deben estar identificados y no los vamos a poder compartir, precisamente para cuidar al otro y a nosotros mismos”.

Además, deberán concurrir con el tapabocas correspondiente (y uno de repuesto, por eventual pérdida o suciedad), además del alcohol en gel en miniatura. En este punto hay que aclarar que las escuelas proveerán de las correspondientes partidas de alcohol en gel, a partir de un fondo específico creado para tal fin con la partida “Insumos Covid” (de 10.000 a 50.000 pesos por escuela, según precisó la ministra Florencia Perata) para cada aula o por cada 20 personas, se recomienda que cada estudiante lleve su propio sanitizante.

Punto por punto: qué dice el protocolo para la vuelta a clases en Chubut

A la escuela no se podrá ingresar sin el tapabocas, que pasa a ser una prenda más, “tanto como el zapato o cualquier otra prenda”. Otro cambio importante, sobre todo para Niveles Inicial y Primario, es que los padres no podrán ingresar a las escuelas: sólo se permite el acompañamiento hasta la puerta, donde los chicos son recibidos por un auxiliar e ingresan solos.

Desinfección cada 90 minutos

El protocolo hace fuerte hincapié en el procedimiento de limpieza, que exige una tarea de desinfección cada 90 minutos. Para esto se estipula un procedimiento especial, descartándose la limpieza en seco, ya que a partir de ahora será con dos baldes y sendos paños de limpieza: el primero para un lavado húmedo con detergente, mientras el balde B, para la segunda “trapeada”, posibilita la desinfección con lavandina.

“Esta es una nueva modalidad, que no es de mayor complejidad, pero es diferente a lo que se hacía antes, por lo que requiere otro tiempo de organización y en algunos casos se ha estado ensayando”, indicó la subsecretaria.

Así lo establece el protocolo: “Las Instituciones deben contar dos (2) Kits de limpieza para lo cual el Estado transferirá las partidas correspondientes adecuadas para tal uso y una partida especial (Fondo Escolar Insumos para Apoyar la Prevención del COVID-19, Resolución 1024-2020 del Ministerio de Educación de la Nación) en el caso de las Escuelas Públicas y por los Propietarios de las Escuelas de Gestión Privada y/o Gestión Social: Un (1) kit de limpieza de superficies (elementos necesarios para efectuar la limpieza húmeda: baldes, trapeadores, paños, agua, detergente; y desinfección: recipientes, trapeadores o paños, agua con Hipoclorito de sodio de uso doméstico con concentración de 55 gr/litro en dilución para alcanzar 500 a 1000 ppm de cloro – 100 ml de lavandina en 10 litros de agua)”.

“Un (1) Kit de higiene personal: alcohol en gel que será puesto a disposición en el ingreso al establecimiento, a las aulas y espacios pedagógicos y jabón en gel y papel de secado en los sanitarios. La preparación de los Establecimientos requerirá la presencia del personal docente, auxiliar y directivo, en aquellos lugares donde se den las condiciones epidemiológicas y estén garantizadas las condiciones de higiene y seguridad, en forma previa a la incorporación de los y las estudiantes; cumpliendo cada uno la función para lo cual fue designado. Es obligatorio realizar una limpieza periódica, frecuente y de desinfección de todas las instalaciones, especialmente en zonas de mayor contacto y circulación, con cada cambio de turno”.
Además, se enfatiza la obligatoriedad del lavado de manos cada 90 minutos.

Trotta anunció envío de notebooks para ingresantes

La difusión del protocolo y sus alcances se deberá hacer también a través de las plataformas digitales que se utilizan para asignar tareas a los alumnos, como Classroom Google, los grupos de WhatsApp, por correo electrónico, las páginas Web/ Facebook de índole institucional, medios radiales o televisivos zonales.

Punto por punto: qué dice el protocolo para la vuelta a clases en Chubut

Consultada sobre el relevamiento de medios tecnológicos a los que acceden estudiantes de Chubut, la subsecretaria hizo referencia al compromiso asumido desde Nación: “Se está haciendo un relevamiento en el área de Recursos Tecnológicos, porque cuando recibimos la gestión había muchas computadoras bloqueadas, pero se está reciclando y redistribuyendo. Además, el ministro Trotta nos anunció el envío de un buen número de notebooks para fortalecer a los ingresantes de secundaria, lo que es un importante avance porque la solicitud de estos recursos es nacional, yo estuve presente en el Consejo Federal y lo piden todas las provincias. El tema de la conectividad es algo que debemos ir resolviendo”.

La referencia al anuncio del ministro de Educación está dada por el plan de distribución de 500.000 dispositivos para estudiantes de todo el país.

En ese marco, recordó que el docente que no empieza con su grupo este lunes, concurrirá a la escuela para aprovechar la conexión y armar y enviar las actividades para los alumnos. “Las actividades comienzan a rodar para todos, más allá de que la presencialidad sea progresiva, pero el docente podrá utilizar estos instrumentos que están a disposición en la escuela y que el año pasado no estaban disponibles” por el cierre dispuesto por la cuarentena.

Indicaciones para la entrada y salida

El protocolo exige la señalización con cartelería de ingresos y egresos en cada puerta de las escuelas, “así como también señalar en el piso o hall de ingreso, pasillos, aulas y espacios de tránsito el distanciamiento social como norma primordial. En todos los espacios comunes se debe señalizar en el suelo la distancia de seguridad para organizar las filas y/o grupos. Se respetará el tipo de agrupamiento establecido en las aulas”. Y prevé que, si condiciones edilicias lo permiten, “se utilicen distintas puertas de ingreso y egreso, evitando la aglomeración de grupos en las mismas”.

No estará permitido el ingreso con celulares de los estudiantes en Nivel Inicial y Primario; con respecto a Nivel Secundario y Superior cada institución deberá garantizar el cuidado y la limpieza de este antes del ingreso y/o egreso de la institución. La misma norma se utilizará para el uso de Netbooks, Tablets u otros dispositivos tecnológicos, evitando traerlos de sus hogares. La limpieza de los elementos tecnológicos se hará con los utensilios permitidos para la misma: trapo húmedo con alcohol al 70 por ciento o agua clorada.