COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) – Las provincias petroleras patagónicas rechazaron el congelamiento de los precios de los combustibles que dispuso el gobierno nacional mediante decreto. Para Santa Cruz, Río Negro y Neuquén, la medida adoptada por el Ejecutivo afecta los ingresos de las provincias productoras.

El Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) establece el congelamiento de los combustibles durante 90 días corridos desde la entrada en vigencia, que fue este jueves 15 de agosto.

Santa Cruz: “La medida afecta los recursos de la provincia”

La provincia de Santa Cruz advirtió que evalúa presentar medidas judiciales para frenar la aplicación del DNU dado que la medida fija el precio del dólar y el barril de petróleo, lo que afecta sus ingresos, informó La Opinión Austral.

“Es importante tener en cuenta que este no es un acuerdo de precios entre el Gobierno y las operadoras sino que de manera unilateral, el Estado Nacional estableció una especie de dólar petrolero que afecta directamente los recursos de las provincias”, denunció el Ministro de Economía santacruceño, Ignacio Perincioli.

El Gobierno sostiene que aun sabiendo que afectaría los intereses provinciales, Nación prosiguió con la medida.

“Nos oponemos a este DNU que afecta directamente a nuestros recursos naturales. Estamos hablando con los fiscales de Estado de las otras provincias para actuar en conjunto”, reveló por su parte Fernando Tanarro, fiscal de Estado de Santa Cruz.

Neuquén: “Pone en riesgo las inversiones en Vaca Muerta”

El Gobierno de Neuquén, en tanto, anunció que recurrirá a la Corte Suprema de Justicia por el congelamiento de los combustibles dado que “pone en riesgo las inversiones en Vaca Muerta”, aseguran.

El Fiscal de Estado de esa provincia, Raúl Gaitán, adelantó este viernes que recurrirá a la Justicia y precisó que se realizará una demanda de inconstitucionalidad contra el DNU que fija el precio del crudo y el dólar para el sector petrolero.

“El Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) es, en la práctica, una ley, por eso corresponde que vayamos con una acción de inconstitucionalidad y alguna medida cautelar. Estamos trabajando en alguna otra posibilidad. Pero por el momento, es el camino que ya estamos siguiendo a partir del lunes en la Corte”, dijo Gaitán.

Remarcó que para el Gobierno neuquino “no se dan las circunstancias extraordinarias ni un Estado de emergencia tratado por el Congreso para desencadenar una pesificación por DNU” del sector petrolero.

Según informó La Mañana de Neuquén, Gaitán sostuvo que la determinación de parte del Estado Nacional es fijar un dólar para el sector a $45,19, al margen de fijar que el Brent se tome durante 90 días a un valor de 59 dólares.

Le medida, negociada durante la semana, fue rechazad por diferentes sectores en Neuquén. Quien incluso de alzó contra el congelamiento de precios fue el intendente de la Capital neuquina, Horacio Quiroga (ex candidato a Gobernador por Cambiemos) que sostuvo que el congelamiento “pone en riesgo las inversiones de Vaca Muerta”.

Río Negro: “Todo el peso recae en las provincias productoras”

Otra provincia que rechaza el DNU firmado por Nación es Río Negro. El gobernador Alberto Weretilneck aseguró que la medida implica pérdidas de 612 millones para su provincia y agregó que no se descarta recurrir a la Justicia para evitar las consecuencias económicas.

Weretilneck consideró “muy importante que se establezcan medidas de alivio para el bolsillo de la gente, pero este costo no debe ser pagado solamente por las provincias. Con este congelamiento del precio de los combustibles ni Nación ni las empresas hacen ningún aporte, y todo el peso recae en las provincias productoras”.

Resaltó la importancia de “toda medida que sea una lucha directa contra la inflación, pero no debe ser enfrentada solamente por las provincias productoras, que verán seriamente afectados sus recursos”.

En un comunicado, Weretilneck hizo referencia así a las consecuencias económicas que implica el tope al valor de los combustibles fijado por el Decreto de Necesidad y Urgencia de este viernes que “establece un valor dólar combustible de $45,19 por 90 días”.

En tal sentido, anunció que instruyó al Fiscal de Estado para que analice el tema y no descarta accionar judicialmente.

Según el análisis del Ministerio de Economía rionegrino, el congelamiento implica una reducción directa de recursos de unos 612 millones de pesos por la reducción en la recaudación por regalías (510 millones) y su gravamen de Ingresos Brutos en la actividad (102 millones).

Esto se da, considerando la diferencia entre el precio de un dólar de 60 pesos a los 45,19 establecidos como topes.

El mandatario aclaró que “no nos introducimos en la decisión política del Estado Nacional, en el marco de una evidente crisis”, sino que “nos preocupa que las provincias petroleras debamos soportan en mayor medida sus consecuencias, a favor del resto del país, provocando una desigualdad evidente de cargas públicas en nuestro desmedro y agraviando un principio constitucional inocultable”, informó el Diario de Río Negro.