RAWSON (ADNSUR)- Este sábado culminó con personas heridas y situaciones de angustia en Rawson, luego de que afiliados al gremio de Camioneros se manifestaran violentamente en la sede del PJ de la capital provincial, provocando destrozos y con varios detenidos.

Al respecto el Precandidato a Diputado Nacional por Juntos por el Cambio, Ignacio Torres indicó: "los chubutenses fuimos testigos, una vez más, del tipo de política que no queremos para nuestra provincia. Lo que en algunos espacios como el nuestro fue una extensa jornada de negociaciones políticas, acuerdos y consensos, en otros lugares terminó con detenidos, destrozos en la vía pública, actos de vandalismo y amenazas", expresó Torres.

Asimismo, el dirigente de Juntos por el Cambio advirtió: "aunque a algunas personas les pese, estamos en democracia y la ciudadanía podrá utilizar su verdadero poder, que es el derecho de votar, para elegir a sus representantes. Llevar la discusión por un lugar en una lista a una batalla campal es una muestra más de que algunos espacios están atravesados por el autoritarismo y la violencia".

Por su parte, desde Chubut al Frente, Martín Galíndez, el precandidato a Intendente de Comodoro Rivadavia, manifestó su solidaridad a Almirón y cuestionó los hechos de violencia. “En Chubut se cometió un delito electoral. No fueron trompadas. Fueron agresiones de una patota enojada a un abogado y a otros miembros de una lista”, escribió.

“Un candidato, en base al derecho de participación democrática, no debe temer por su vida al ir a presentar una lista. No fue riña, fue emboscada”, sostuvo Galíndez. “Lo que paso ayer en el PJ es un grave delito electoral y un feroz atentado contra la democracia y la vida de quienes participan en procesos electorales. #PatotaNo”.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!