COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - En una semana que transcurrirá nuevamente con tensiones desde el ámbito sindical y los piquetes en rutas a zonas petroleras en nuestra región, el gobierno provincial trabaja contra reloj por dos objetivos que ayuden a evitar la profundización de la crisis.

Por un lado, hoy está previsto el encuentro en Capital Federal con autoridades del gobierno nacional, en el que el conjunto de provincias petroleras llevará su reclamo contra el recorte de recursos que implica el congelamiento de variables del mercado petrolero, que impactarían en las cuentas provinciales en un monto superior a los 1.200 millones de pesos hasta fin de año, tal como anticipó ADNSUR.

Paralelamente, continúan las gestiones ante el gobierno nacional para logar reunir los fondos para completar el pago total de la masa salarial de este mes. En ese marco, las fuentes consultadas por esta agencia mostraron optimismo en cuanto al cumplimiento del segundo escalón de salarios para el próximo viernes, como también de cara  a las gestiones realizadas para cumplir con el último escalón, que involucra a los salarios más altos.

En efecto, si bien hasta ahora los desembolsos realizados en los dos primeros tramos alcanzan montos cercanos a los 900 millones de pesos cada uno (891,4 millones el primero y 876,1 el segundo), el último demanda la erogación de 1.589 millones de pesos.

El pago de este viernes podrá cumplirse en base al disponible generado por la liberación del fondo de garantía que debe depositarse mensualmente para afrontar el pago del BODIC, según explicaron fuentes de Economía. Como en agosto la deuda en dólares es de menor impacto que en julio y octubre (los vencimientos trimestrales alcanzan montos del orden de los 30 millones de dólares), este mes ese compromiso externo no presiona tanto sobre las cuentas públicas. Sin embargo, ese “alivio” momentáneo alcanza para cubrir el segundo tramo de salarios, pero falta para el tercero.

Pedido a Nación

Para alcanzar el monto necesario para el último tramo, el ala económica del gobierno inició gestiones con tres posibles asistencias de Nación: anticipo de coparticipación federal, entrega de Aportes del Tesoro Nacional (ATN) o el diferimiento de vencimientos vinculados al fondo fiduciario (que en la práctica es la devolución de préstamos del gobierno nacional en los primeros años de la actual gestión, para el pago de salarios).

Con ese menú de opciones, los funcionarios provinciales esperan una respuesta positiva de sus pares de Nación para los próximos días, a fin de lograr completar el pago del tercer escalón, para el que si bien no trascendieron detalles, puede estimarse que faltan alrededor de 700 millones de pesos, tomando como referencia los últimos dos vencimientos, que Nación no aceptó prorrogar.

El total de empleados en la provincia alcanza a 61.570 agentes públicos, entre trabajadores en actividad y jubilados.