SANTIAGO DE CHILE (ADNSUR) - El presidente chileno, Sebastián Piñera, promulgó la llamada “Ley Gabriela”, que amplía el universo de crímenes que podrán ser considerados como femicidio, a la vez que desató una catarata de críticas al afirmar que hay casos que se deben a “la posición de las mujeres a ser abusadas”.

El mandatario aseguró en la ceremonia de promulgación que esta ley debería haber sido aprobada "mucho antes". Y agregó: "si la hubiésemos tenido antes, quizá muchos casos que siguen ocurriendo se hubieran evitado", señaló el jefe de Estado. 

Piñera añadió que la promulgación constituye una "señal potente, sin ningún tipo de ambigüedad". Pero en medio del discurso, el presidente lanzó una desafortunada frase que de inmediato comenzó a sumar críticas en las redes sociales.

“A veces no es sólo la voluntad de los hombres de abusar, sino también la posición de las mujeres de ser abusadas”, dijo el mandatario, ante la mirada de la ministra de la Mujer e Igualdad de Género, Isabel Plá, y el resto de las funcionarias que lo rodeaban.

Polémica por declaración del presidente Piñera durante la promulgación de la "Ley Gabriela"

“Tenemos que corregir al que abusa y también decirle a la persona abusada que no puede permitir que eso ocurra", dijo para completar la idea.

La reforma modifica la actual ley de feminicidio, que hasta ahora sólo castigaba a aquellos asesinatos cometidos durante el matrimonio o la convivencia, pero dejaba de lado los otros tipos de relaciones de pareja.

Con esta nueva ley podrán castigarse los crímenes cometidos contra mujeres durante una relación amorosa, una relación de tipo sexual, un noviazgo o por parte de una ex pareja, así como el asesinato de mujeres que ejercen la prostitución.

Tal como destaca Télam, la ley fue nominada así por el caso de Gabriela Alcaíno y su madre, quienes fueron asesinadas en junio de 2018 por el ex novio de la joven en un caso que estremeció a todo Chile.