CAPITAL FEDERAL - Evo Morales, quien renunció el domingo a la Presidencia de Bolivia en medio de una grave crisis tras los comicios del 20 de octubre, aceptó la oferta de asilo ofrecida por México, informó este lunes el canciller mexicano, Marcelo Ebrard.

"Les informo que hace unos momentos recibí una llamada del presidente Evo Morales mediante la cual ha respondido a nuestra invitación y solicito verbalmente y formalmente el asilo en nuestro país", informó el canciller en rueda de prensa.

El anuncio llega un día después de que Morales presentara su renuncia presionado por el ejército, y después de semanas de protestas masivas y denuncias de fraude en las elecciones del 20 de octubre.

Para el gobierno de México es claro que se trato de un golpe de Estado en Bolivia y señalaron que había recibido más de 20 solicitudes para recibir asilo político.

"El ejército de Bolivia pidió la renuncia del presidente y el presidente Evo Morales resolvió presentar su renuncia para evitar una guerra civil, por consiguiente es un golpe porque el ejército pidió la renuncia del presidente y eso violenta el orden constitucional", explicó Ebrard.

México, junto a Uruguay, Cuba, Venezuela y el presidente electo de Argentina, Alberto Fernández, coincidieron en calificar de golpe lo ocurrido en el país andino. El resto de países de la región mostraron su preocupación pero eludieron ese término y enfatizaron la necesidad de que se realicen elecciones democráticas libres y que se transite por un camino de paz.

Fuente: Clarín