COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR / Escuchá la entrevista) – El intendente de Comodoro Rivadavia, Carlos Linares, se refirió a la crisis “económica y estructural” que atraviesa Chubut. Reveló que el Gobierno de la Provincia le debe a la ciudad, sólo en transporte público, 97 millones de pesos y advirtió: “este (por julio) es el último mes que cubrimos el subsidio que le corresponde”.

En diálogo con Actualidad 2.0, Linares indicó que hoy se envió a Provincia una carta documento intimándola a saldar la deuda. Pero aclaró que de no hacerse cargo, Comodoro “se va a quedar sin transporte público el mes que viene”.

De acuerdo a lo expresado por el intendente, desde enero a la fecha la plata que Provincia debía transferir para garantizar el servicio en Comodoro fue absorbida por el municipio. “Vamos a pagar sólo lo que nos corresponde a nosotros”, afirmó.

Linares señaló que se suma otro agravante: “UTA cerró paritarias y es un 20% de aumento retroactivo al mes de junio y un bono de 18 mil pesos pagadero en tres veces que lo vamos a tener que absorber nosotros”.

Paritarias impagables

El intendente también cuestionó que “no hay ningún plan del Gobierno” para hacer frente a la crisis en Chubut e instó a que reconozcan “que no decían la verdad y que se firmaron paritarias impagables”.

Dijo estar preocupado por el estado de la provincia y precisó: “se sabía que esto iba a suceder pero se escondió, se guardó. Se le mintió a la gente, que es la que paga las consecuencias”.

Pidió al Gobierno reconocer el estado de situación en el que está la provincia que “es muy grave” y admitir que “no decía la verdad, y que firmó paritarias que no van a poder cumplir”. En esto, cuestionó los acuerdos paritarios concertados con los gremios “con el solo objetivo de ganar una elección” y consideró que “no le van a poder cumplir a los trabajadores”.

Linares, quien según expresó no fue convocado a la reunión que el gobernador Mariano Arcioni mantuvo hoy con intendentes en Rawson, apeló a la memoria y agregó: “no tenemos que olvidarnos que el Gobierno de la Provincia, por un tema político personal, se gastó casi 300 millones de pesos en un adelantamiento de elecciones”.