COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - El gobernador Mariano Arcioni y el intendente de Comodoro, Juan Pablo Luque se encuentran en el Congreso de la Nación para la apertura de la asamblea legislativa, donde el presidente Alberto Fernández brinda su discurso desde pasadas las 12 horas. 

 

El gobernador del Chubut, Mariano Arcioni, acompañó esta mañana al Presidente de la Nación, Alberto Fernández, quien abrió el 138° período de sesiones ordinarias en el Congreso.

El mandatario nacional brindó un fuerte discurso en el que detalló los proyectos y lineamientos que impulsará durante su gestión en beneficio de todos los argentinos.

Arcioni destacó el discurso que el presidente Alberto Fernández brindó y señaló que "Chubut tiene el compromiso de apoyar el proyecto federal de una Argentina más solidaria e inclusiva, y por ello trabajamos en un Plan de Desarrollo Productivo para esta transformación".

Fernández hizo un repaso sobre su estrategia para reestructurar la deuda con el FMI y los bonistas. Advirtió que el Banco Central analiza el proceso en el cual el país recibió divisas que "se fugaron" y remarcó: "Nunca más a un endeudamiento insostenible", reiterando la idea de que el estado actual de la deuda es "insostenible".

"Tenemos que enfrentar una deuda pública récord en monto y vencimientos", sostuvo al analizar el tema de la deuda y le agradeció al Congreso haber votado la ley de reestructuración."Quiero agradecer al Papa Francisco que ante los líderes internacionales llamó a construir una economía con alma", dijo en ese mismo tramo.

El Presidente anuncio el envío al Congreso de una ley para la creación del Consejo Economico y Social para el Desarrollo Argentino.

"Los hidrocarburos serán la palanca para el desarrollo productivo de nuestro país", definió al anunciar un proyecto de ley para desarrollar el sector de hidrocarburos y gas."Desde este Consejo tenemos que ser capaces de diseñar la agenda del futuro", sostuvo.

Al inicio del discurso, dijo que quiere que "la palabra recupere el valor que alguna vez tuvo entre nosotros" y dijo que gobernar "no es mentir ni ocultar la verdad al pueblo", al iniciar su discurso ante la Asamblea Legislativa.

A continuación, el mandatario hizo un repaso por la "herencia" que recibió de la gestión de Juntos por el Cambio y repasó desde el brote de sarampión, la política económica "centrada en la especulación" y un "Estado debilitado donde casi desaparecieron los mecanismos de regulación".

Después, hizo un raconto de las medidas que tomó durante los primeros 100 días de gestión: los aumentos para los trabajadores públicos y privados, la doble indemnización contra los despidos, el relanzamiento de Precios Cuidados, la renovación de Ahora 12, y el congelamiento de tarifas.

"El plan Argentina contra el Hambre es una herramienta para movilizar la economía de abajo hacia arriba", sostuvo luego de sostener que el problema que más le preocupa al Gobierno es el hambre. Además, advirtió que aquellos que especulan con los precios "no tienen lugar en esta Argentina".

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner abrió a las 11.20 la 138va Asamblea Legislativa en la que el presidente Alberto Fernández pronuncia su primer mensaje de apertura del año legislativo en el que trazará los lineamientos de su primer año de gestión.