La Iglesia renunciará a los aportes económicos del Estado

BUENOS AIRES (ADNSUR) - En medio de la controversia por la misa con Hugo y Pablo Moyano, la Iglesia renunciará a los aportes económicos del Estado y dejará de recibir, de manera gradual, los $ 140 millones que provienen de las arcas públicas, informó el sitio Todo Noticias.

El anuncio se realizará esta semana. La decisión se tomaría durante la 116° Asamblea Plenaria de Obispos de todo el país, en un encuentro del que participará entre otros el obispo de Mercedes-Luján Agustín Radrizzani, que quedó en el ojo de la tormenta y debió pedir "perdón" por la misa con los Moyano.

En esta línea de fuego también había quedado el presidente de la Pastoral Social, obispo Jorge Lugones, que recibió al jefe Camionero tiempo atrás, después de que la justicia pidiera la detención de su hijo. Luego de la controversia, el Papa Francisco les firmó una remera a los organizadores de la misa en Luján.

En agosto la Conferencia Episcopal había anunciado la creación de una comisión con representantes del Gobierno para analizar la renuncia gradual de los fondos públicos y estudiar mecanismos alternativos para compensar esa pérdida. Ahora se espera que la medida sea confirmada por todos los obispos durante la reunión en Pilar, que empieza mañana y terminará el próximo viernes.