COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) -  Según datos publicados por la Dirección de Estadística y Censos de Chubut en su sitio web, en la provincia hubo una fuerte caída en la actividad de construcción durante el mes de enero de 2020 para el sector privado, confirmando una tendencia negativa que se observó durante el año 2019 en relación a los períodos precedentes. 

La merma del primer mes de este año es de un 50 por ciento, con alrededor de 25.000 metros cuadrados menos de superficie que los incluidos en los permisos del año pasado.

De acuerdo con los datos oficiales, a partir del relevamiento de los permisos de construcción que se registran en los principales municipios de la provincia, durante enero de este año se contabilizaron expedientes por solamente 22.418 metros cuadrados, relativos a permisos de inicios de obras en Comodoro Rivadavia, Trelew, Rawson y Puerto Madryn. Si bien falta incorporar el dato correspondiente a Esquel, que promedió el año pasado alrededor de 2.500 metros cuadrados de superficie por mes, el número final del primer mes de este año se ubicaría en torno a los 25.000 metros cuadrados

Comparado contra enero de 2019, cuando se totalizaron 52.282 metros de superficie cubierta, el retroceso supera el 50 por ciento.

2019 tuvo el peor registro en cinco años

En tanto puede haber variaciones circunstanciales, conviene tomar los datos totales correspondientes al año anterior. En ese ítem, la información publicada en el sitio oficial del organismo contabiliza un total de 436.805 metros cuadrados de superficie, lo que significa la menor cantidad de metros a construir si se compara desde el año 2015 en adelante: en 2018 se registraron permisos por 506.603 metros cuadrados; en 2017, por 573.925; en 2016, un total de 483.055; y en 2015, fueron 536.317 metros cuadrados.

En Comodoro Rivadavia el freno en el primer mes de este año es más significativo aún. Es que en enero 2020 se cuentan solamente 9.596 metros cuadrados incluidos en permisos de construcción, lo que refleja  una caída muy marcada (del 61 por ciento) frente a los 25.121 permisos de igual mes del año pasado.

En enero de 2018, la superficie iniciada fue de 47.345 metros cuadrados, mientras que en 2017, se sumaron 18.375 metros cuadrados.

Reflejo de la obra pública

Vale enfatizar que los datos reseñados más arriba corresponden solamente al ámbito de la construcción privada, es decir los permisos que presentan los particulares para realizar obras, ya sea de tipo residencial (viviendas individuales), como ámbitos comerciales o también edificios de departamentos.

En este caso, el efecto negativo se suma a lo que ha ocurrido con la obra pública, tanto en lo que depende del ámbito provincial como nacional, ya que los proyectos que dependen de esas jurisdicciones se han visto paralizados en los últimos tres años. 

Según informó ADNSUR en diciembre pasado, el presupuesto 2020 de Chubut contempla obras por sólo 819,5 millones de pesos para la comarca Senguer-San Jorge, lo que representa apenas un 23% del total asignado a obras públicas, que asciende a 3.515,5 millones de pesos.

En ese plano vale recordar que desde ámbitos empresarios se manifestó la inquietud sobre fines del año pasado por la falta de perspectivas de un recupero de proyectos importantes, mientras que también se aguarda que los proyectos que motorizará el municipio –como la conclusión de los dos centros de encuentro que quedaron inconclusos- permitan compensar parcialmente una parte de la actividad.

El sector de la construcción es altamente sensible a los vaivenes económicos, ya que refleja con claridad los momentos de contracción económica, la pérdida de capacidad de ahorro y los efectos de la inflación.

Además, esto repercute directamente en el mercado laboral. Según el último informe emitido desde el ámbito sindical de la UOCRA, en el sector se cuentan alrededor de 1.600 desocupados en total, sumando a 700 desocupados del sector de obras en yacimientos, nucleados en el convenio 545/08 (situación que se dio en la última parte del año pasado por una baja en la actividad petrolera tras el congelamiento de combustibles), mientras que otros 900 trabajadores pertenecen al convenio 76/75, es decir de obras civiles.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!