RAWSON (ADNSUR) - La semana próxima la Legislatura tiene previsto que los días martes y jueves se realicen dos nuevas sesiones ordinarias, que a esta altura del mes no están garantizadas debido a las medidas de fuerza que vienen llevando adelante los trabajadores legislativos por la demora en el pago de haberes y del medio aguinaldo. Más allá de la incertidumbre en torno a si se podrá o no sesionar, el dato político de las últimas horas indica que luego de la nueva etapa de diálogo iniciada entre el oficialismo y la oposición, al parecer estarían dadas las condiciones para que se de tratamiento al pliego enviado por el gobernador Mariano Arcioni para designar a Javier Alvaredo como presidente del Banco del Chubut.

El pliego fue enviado hace cuatro meses atrás, y hasta el momento no se habían dado las condiciones para obtener los 14 votos necesarios para su aprobación, luego de que el bloque oficialista sufriera una división que provocó que sólo 7 diputados respondieran al arcionismo, mientras que otros 9 legisladores de Chubut al Frente conformaron un interbloque, referenciado en las figuras del vicegobernador Ricardo sastre y el intendente trelewense, Adrián Maderna. Incluso una diputada de ese sector, la capitalina Rossana Artero, presentó una propuesta que fue acompañada por otros miembros de ese sector, y que despertó la bronca del gobernador, en el que propone que se exija el requisito de 4 años de residencia para ocupar la presidencia del banco. La iniciativa claramente apuntaba contra la figura de Alvaredo, y un proyecto similar fue presentado por el legislador justicialista, Carlos Eliceche.

Después de cuatro meses, los diputados se disponen a tratar el pliego de Alvaredo como presidente del Banco del Chubut

Pasado el tiempo, fueron avanzando las conversaciones, y en los últimos días, voceros de los tres bloques confirmaron a ADNSUR que ya estarían dadas las condiciones para obtener la firma de un dictamen de la Comisión de Asuntos Constitucionales para que el pliego de Alvaredo sea tratado por la Cámara, y todo indica que además de los votos del oficialismo, obtendría además varios votos de los bloques opositores de Juntos por el Cambio y del bloque del Frente de Todos, y que incluso habría no pocos votos del interbloque.

Así las cosas, si este dato se llegara a confirmar, sería el segundo tema de fondo para el Ejecutivo que lograría el apoyo de la Cámara, luego de que hace tres semanas se aprobó por amplia mayoría la autorización para refinanciar la deuda en bonos por 900 millones de dólares. Un dato a tener en cuenta a modo de contexto, es que a comienzos de este mes, el día de la asunción de Javier Touriñán como secretario general de la gobernación, con la presencia en Casa de Gobierno de diputados de la oposición, el gobernador Arcioni habló de una nueva etapa de “diálogo y consenso”.

Como se recordará, Alvaredo ya asumió a mediados de mayo la vicepresidencia del Banco del Chubut y está cargo de la presidencia desde hace tres meses y medio. En varias ocasiones expresó de manera pública la necesidad de contar con el aval de la Legislatura, para así poder avanzar en medidas de fondo para el manejo de la entidad creditica.