En el marco de una creciente ola de manfiestaciones en contra del Gobierno, en Casa Rosada impulsar la teoría de que las mismas se deben a motivaciones electorales de los diferentes sectores.

De esta manera, la gestión de Alberto Fernández apunta a grupos “chicos”, a la izquierda, y a Libres del Sur por la alianza que estos últimos mantienen con Florencio Randazzo, uno de los candidatos del peronismo disidente de cara a la contienda electoral que tendrá lugar este año.

“Nos están complicando los grupos chicos, con los que hay poco diálogo porque no están organizados. También la izquierda, y sobre todo, Libres del Sur, que sí son grandes y acaban de pactar con (Florencio) Randazzo”, afirmaron desde el círculo del mandatario en diálogo con Infobae.

En ese sentido, desde Desarrollo Social manifestaron al medio que hay "diálogo permanente con todos, y consideramos que algunos reclamos tienen sentido, pero hay que cuidarnos y ser cuidadosos en este contexto de pandemia”.

“Lo que otorgan no es suficiente, la gente está cada vez peor en los barrios y muchos se cayeron de clase social”, responden desde Libres del Sur en relación a los aumentos en los montos de la Tarjeta Alimentar y los diferentes bonos que la cartera que conduce Daniel Arroyo distribuye para apaciguar las protestas, y aseguran que es necesario un nuevo IFE para solucionar los problemas de la gente.

Para contener a los sectores medios bajos y bajos, cabe destacar, el Gobierno evalúa la implementación de una nueva política de asistencia social similar a un "salario universal".

“Hay un sector que está necesitado, pero no está acostumbrado a recibir comida, y la ve como una derrota. Estamos buscando otras forma de darles una respuesta”, se remarcó al respecto.

Cabe destacar que a las protestas de movimientos sociales se sumaron en los últimos días las de diferentes sectores autoconvocados que protestan por la gestión de la pandemia y las decisiones que tomó en diferentes ámbitos el Gobierno de Alberto Fernández.

En ese sentido, el pasado martes el presidente debió cancelar una visita a Pergamino porque un importante grupo de vecinos y productores rurales lo esperaba con un "camionetazo" en reclamo por las políticas sanitarias y agropecuarias de su gestión.

Ayer, además, comerciantes salteños se agolparon en las inmediaciones de un acto que Fernández encabezaba por el 200 aniversario de la muerte del general Martín Guemes, al cual acudieron con cacerolas y carteles recriminatorios.