RAWSON (ADNSUR) - El gobernador del Chubut, Mariano Arcioni, confirmó que "hoy (por el martes) o a más tardar mañana (este miércoles) se estarán depositando los fondos para que los empleados públicos terminen de cobrar en su totalidad el medio aguinaldo", correspondiente a la segunda cuota del año pasado.

El mandatario chubutense, en conferencia de prensa, reconoció que "esto es posible gracias al aporte que realizó Nación de un anticipo financiero de 1.000 millones de pesos que recibimos con otras cuatro provincias, lo cual nos permite hacer el anuncio".

Arcioni calificó como "muy delicada" la situación financiera de la provincia, lo que obliga al menos "hasta mediados de año a pagar los sueldos (de los empleados públicos provinciales) por escala salarial".

En ese sentido, se precisó que primero cobrarán los empleados que cobran menos de 40.000 pesos, luego los que cobran entre 40.001 y 65.000 pesos, siguen los que cobran entre 65.001 y 150.000 pesos y por último los que cobran más de 150.000 pesos de bolsillo.

El gobernador anunció que "la semana que viene se anunciará una reforma estructural del Estado en sintonía con lo que se propicia a nivel nacional".

Arcioni responsabilizó de la situación que vive Chubut a la deuda pública contraída en el mercado internacional de capitales, sobre todo los 650 millones de dólares que tomó su antecesor, Mario Das Neves, cuando él era vicegobernador, y que se descuentan alternativamente de manera bimestral y trimestral.

"Vamos a buscar un reperfilamiento de la deuda porque así no se puede salir nunca de esta situación, a pesar de la ley de emergencia que está plenamente vigente" expresó.

Chubut paga mensualmente 62.000 haberes, de los cuales 17.800 son jubilados, y tiene un déficit de caja que supera los 1.000 millones de pesos mensuales.

Fuentes del ministerio de Economía reconocieron que en el ámbito público hay sueldos superiores a los 400.000 pesos.