RAWSON (ADNSUR) -  Dos modificaciones en el gabinete provincial se llevarán a cabo este martes: Leandro Cavaco asumirá como nuevo ministro de la Producción, en reemplazo de Hernán Alonso, mientras que Oscar Antonena será puesto en funciones como nuevo subsecretario de Coordinación Financiera, cargo que quedó vacante cuando Luis Tarrío asumió en reemplazo de Alejandro Garzonio como ministro de Economía.

Los cambios, que fue adelantada por ADNSUR el martes 30 de julio, no sorprenden por diferentes motivos: el caso de Cavaco, un joven Licenciado en Comercio Internacional oriundo de Comodoro Rivadavia, era casi número puesto para asumir luego del alejamiento de Alonso por cuestiones personales. Cavaco –de estrecha relación con el gobernador y de absoluta confianza- ya se viene desempeñando desde hace casi un año como subsecretario de Industria, por lo que se trata de la continuidad del mismo equipo que ya viebe trabajando.

Oscar Antonena será el nuevo subsecretario de Coordinación Financiera del Ministerio de Economía.Oscar Antonena será el nuevo subsecretario de Coordinación Financiera del Ministerio de Economía.
Oscar Antonena será el nuevo subsecretario de Coordinación Financiera del Ministerio de Economía.

En el caso de Antonena, su nombre comenzó a sonar con fuerza en los últimos días, cuando ya se hicieron evidentes los problemas financieros de la provincia para poder afrontar los compromisos salariales de julio, producto entre otras cuestiones de los compromisos de deuda en dólares que Chubut debe afrontar cada tres meses.

De buena relación con el gobernador, la oferta se había realizado hace tiempo y estaba prácticamente cerrada de palabra, por lo que se esperó a la finalización del mes de julio, ya que Antonena debía cumplir con el compromiso asumido con Claudia Loyola en el municipio de Camarones, donde se desempeña como secretario de Gobierno.

La llegada de Antonena, hombre de gran experiencia política que formó parte de la gestión de Martín Buzzi y que tiene buena llegada tanto a los sectores del PJ como del gobierno nacional de Cambiemos, se impone como urgente ante la necesidad de la administración de Arcioni de obtener un nuevo perfil de deuda, que prorrogue vencimientos y de oxígeno a la provincia, algo que depende de la aprobación de la Legislatura y de organismos de la Nación.