CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - El presidente de la Nación, Alberto Fernández, brindó este lunes una entrevista  donde se refirió al Día de la Mujer, la Justicia, la economía del país y el plan de vacunación contra el coronavirus. Respecto a la pandemia, aseguró que el objetivo del Gobierno es llegar al próximo invierno "con 13 millones de personas de riesgo vacunadas" contra el coronavirus.

"Ahora vamos a poder entrar en un ritmo de vacunación más elevado, para llegar al invierno con 13 millones de personas de riesgo vacunadas, porque para mí es una obsesión de que lo hagan", dijo a C5N, e informó que el Gobierno logró con la Federación Rusa "un cronograma de entregas todas las semanas, además de la llegada de tres millones de dosis de Sinopharm y 580 mil de AstraZéneca". Y destacó que en el país "produjo el principio activo para 20 millones de dosis, que están en México".

"El objetivo es llegar al invierno con 13 millones de personas de riesgo vacunadas", dijo Fernández

FEMICIDIOS

Por otra parte, en el marco de un nuevo Día Internacional de la Mujer, el presidente se refirió a la problemática de los femicidios: "El femicidio es el resultado de un problema cultural, donde los hombres se sienten superiores a otros géneros y reaccionan castigando a personas de otros géneros", dijo y explicó que “la violencia de género es un problema de Estado”.

JUSTICIA 

Sobre la Justicia, Alberto señaló que "si hubo un tiempo opaco hay que terminarlo, no podemos seguir alimentando la opacidad", y añadió: "Yo creo en el estado de derecho y que las instituciones están para ser respetadas; lo que sí, pedí al Congreso que investigue al funcionamiento de la Justicia, es lo que la Constitución dice”.

Además, dijo que no toma como una "amenaza" los dichos del fiscal Carlos Stornelli, quien había advertido que hablaría de "hombre a hombre" con el jefe de Estado cuando dejara el cargo, debido a que lo considera "poco serio y está demasiado desacreditado el amenazador".

LULA DA SILVA 

Alberto también hizo hincapié en el fallo a favor de Luiz Inácio Lula Da Silva, y expresó: "Lo que ha pasado en Brasil es un caso patético. Un arrepentido le dijo a Moro que escuchó que había un departamento que era de Lula. Le dije que no me agradezca porque yo sabía que estaba pidiendo por un inocente. Lo que hizo la Corte en Brasil es reconocer que el lawfare existe".

Por otro lado, el Presidente reconoció que no está “seguro de que ampliar la Corte sea una solución” y también reveló que Marcela Losardo “viene planteando la idea de dejar el Ministerio porque está agobiada de la política”.

"El objetivo es llegar al invierno con 13 millones de personas de riesgo vacunadas", dijo Fernández

"Yo no soy Lenín Moreno. Tengo diferencias con Cristina Kirchner, pero acá llegué con Cristina y de acá me voy con Cristina, con Máximo, con Sergio Massa y con muchos más. No voy a romper esa unidad”, manifestó el mandatario. 

Alberto Fernández también anticipó que buscan hacer “una reforma tributaria progresiva”, y destacó: "Ciertos sueldos deben pagar Ganancias, pero decir que tiene que hacerlo uno de 60 mil es ridículo. Me parece que esta corrección es justa". Y agregó que. “Tenemos que hacer un seguimiento de los ingresos y del suministro de los bienes, lo estamos viendo en la construcción. A esos especuladores les digo que la ley de Abastecimiento existe y les vamos a caer con todo el peso de la ley", indicó el Presidente.

Alberto también habló de la situación en Formosa. Aclaró que no avala “ninguna forma de violencia institucional”, recordó que ya lo habló “con el gobernador Insfrán y él lo compartió" y completó: "El método no es ni la manifestación violenta ni la represión del Estado. Lo que les pido a los formoseños es recuperar la paz social".

Por último, el mandatario anunció que el Gobierno está “tratando de alcanzar un acuerdo con el FMI”, y advirtió: “No queremos hacernos los distraídos por lo que pasó. Ahí hay mucha responsabilidad del gobierno anterior y del Fondo". "Mi pregunta es, si el Fondo está investigando ¿cómo no vamos a investigar nosotros? No sé por qué se ofenden. Tendrían que pedir perdón por lo que hicieron", concluyó Fernández.