RAWSON(ADNSUR) -  El gobernador del Chubut Mariano Arcioni reconoció que "no fue fácil atravesar el 2020, pero hemos cumplido con nuestra palabra y honrado nuestras obligaciones".  En este marco, recordó que durante el año pasado, y luego de muchos años, "logramos que los pagos a proveedores contraídos lleguen al 93 por ciento de cancelación". 

Por otro lado, con respecto a la  deuda financiera,  Arcioni resaltó que durante julio del 2020 se logró cancelar la totalidad del fideicomiso Chubut, creado en el 2010, por  U$S150.000.000. "Hemos reperfilado la deuda internacional de la provincia, de US$650.000.000, desde un marco de confianza y credibilidad con los acreedores".

 Asimismo, indicó que a través de gestiones con los tenedores se logró la extensión de vencimientos del BOCADE hasta 2030 (se agregan 4 años), la disminución de la tasa de cupón a 7,24 % para el primer año.  Para el resto se mantiene la tasa de cupón original del Bocade (7, 75 por ciento). Con la extensión del cronograma de amortizaciones se disminuye el 60 por ciento de las amortizaciones de los próximos 3 años.  Todo ello, en el marco de las atribuciones conferidas por la Honorable Legislatura de la Provincia, por los decretos emitidos y en concordancia con la autorización conferida por la Secretaría de Hacienda de la Nación. 

"Con los resultados de la deuda reestructurada se logró resguardar en todo momento los intereses patrimoniales, fiscales y de sostenibilidad de la deuda pública que requirió la situación".  Y aclaró que es "importante mencionar, que la operación realizada bajo ningún aspecto implicó la contratación de nuevos endeudamientos. Por el contrario, la reestructuración del Bocade no incrementa el stock de deuda y no se capitalizan intereses".

 Por lo que aseguró que "honrar nuestras obligaciones es un precepto ineludible en este gobierno y este instrumento fue un logro histórico, muy beneficioso para cambiar las condiciones económico - financieras y poder proyectar el futuro de la provincia. Y lo que es más importante, el acuerdo al que arribamos nos quita las cadenas que limitaban el desarrollo de nuestra provincia y la atención de las necesidades de cada chubutense".

Asimismo, reconoció que "somos la única provincia que llevó adelante su proceso de reestructuración de deuda sin ningún comentario negativo ni rechazo de oferta, logrando mantener su riesgo reputacional crediticio internacional".  Y destacó el fruto de todos los esfuerzos que se vienen haciendo para ordenar con transparencia y la claridad los recursos provinciales, poco a poco comienza a ser más visible. 

"Chubut no ha sido ajena a la crisis mundial derivada de la caída de los precios internacionales del barril de petróleo y el impacto en la producción, la economía y las regalías provinciales. "Estas han sido las más bajas en los últimos 15 años para Chubut", dijo tras reconocer que el 2020 fue el periodo de menor recaudación desde el 2006.  

"El total fue de 250 millones de dólares, es decir, hubo una caída del 32 por ciento frente a los ingresos de 2019 y retrocediendo a niveles del año 2005. Incluso muy por debajo de los registros de los últimos años, cuando aún en ciclos críticos de precios, el monto final siempre superó las 3 centenas, como el año 2017, cuando cerró en 302, 9 millones de dólares. 

A pesar de ello, "estamos dando todos los pasos necesarios hacia un ordenamiento integral de las cuentas públicas, y luego de varios meses, volvimos a unificar el pago de la masa salarial. estamos trabajando para terminar de sanear esta deuda y estoy seguro que pronto será realidad, porque creemos y honraremos nuestra obligación de cumplir con los derechos de cada trabajador". 

“Y como siempre sostuvimos, ni aun en las peores crisis, pusimos en duda, ni por un segundo, la posibilidad de dejar a un solo empleado estatal en la calle”, concluyó el Gobernador