RÍO NEGRO (ADNSUR) - Un grupo de encapuchados identificados con la toma de tierras en Villa Mascardi agredió brutalmente a un vecino y dueño de una de las cabañas usurpadas. Fue durante un corte sobre la ruta nacional 40 al cumplirse 3 años del crimen del joven activista Rafael Nahuel durante un enfrentamiento con fuerzas federales.

Diego Frutos, el hombre que recibió la paliza por parte de los manifestantes, desde hace un tiempo viene denunciando los hechos de violencia y usurpaciones en la zona. Justamente el mismo fue víctima de estos delitos a la propiedad privada cuando sufrió el incendio de su cabaña “La Cristalina” en agosto pasado.

En los últimos meses, Frutos denunció con declaraciones públicas y videos grabados con su teléfono celular cómo los usurpadores mantenían ocupados los terrenos, los daños a la propiedad privada y a la forestación del lugar. Cuando este miércoles a la tarde pasó por la zona del corte de ruta, los manifestantes lo identificaron y lo atacaron con piedras y golpes. Mas tarde fue asistido por paramédicos que llegaron en una ambulancia y fue llevado al hospital zonal Ramón Carrillo.

En declaraciones al portal local “El Cordillerano”, Diego Frutos contó lo sucedido: “Me golpearon por todos lados. Me reconocieron cuando pasé por el lugar donde estaba el corte de ruta. Pude salir del auto, me tiraron piedras y me pegaron piñas y patadas. Me tiré en una zanja y eso me ayudó a parar los golpes. Uno sacó un cuchillo y me lo apoyó fuerte en el estómago, creo que con la intención de clavarlo. Por suerte tenía una campera de tela muy resistente y amortiguó el impulso”.

Pero los incidentes no terminaron con esta agresión al vecino de Villa Mascardi. Como ocurrió con el vecino Diego Frutos, la Policía rionegrina también recibió piedrazos de los encapuchados que cortaban la ruta nacional 40. La misma suerte corrieron periodistas de medios de Bariloche que se acercaron a registrar estos nuevos disturbios en la convulsionada Villa Mascardi. Periodistas y fotógrafos del diario Río Negro y El Cordillerano fueron amenazados con gritos y con la ostentación de armas blancas para que se fueran del lugar de la protesta.

A todo esto, la gobernadora de Río Negro, Arabela Carreras, repudió la agresión al vecino Diego Frutos y recordó que actualmente está funcionando una mesa de diálogo con funcionarios nacionales para encontrar una salida sin violencia al conflicto de la ocupación de tierras en Villa Mascardi. Carreras se comunicó en forma inmediata con las ministras de Seguridad de la Nación, Sabina Frederick y de Justicia, Marcela Losardo, para coordinar la intervención de las fuerzas de seguridad. Asimismo, dialogó con vecinos del lugar para brindar todo su apoyo y conocer los hechos de primera mano. También se pidió la intervención de la Justicia federal a fin de lograr la liberación de la ruta nacional 40.

El antecedente de estas horas fue el martes, cuando una camioneta de la Policía de Río Negro había sido atacada con piedras por un grupo de encapuchados que estaban en el mismo lugar de la ruta nacional 40. El vehículo, no identificado con la fuerza, fue reconocido por los violentos y terminó con daños en la carrocería y con los vidrios rotos por los proyectiles.

A todo esto, el gobierno provincial y la justicia rionegrina investigan estos nuevos incidentes en Villa Mascardi, una situación que ha tensado la relación con funcionarios nacionales vinculados al Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI), por supuesta inacción o complicidad con los usurpadores. La justicia local dispuso la restitución al Obispado de San Isidro los terrenos ocupados por estos supuestos integrantes de la comunidad mapuche de Bariloche, algo que todavía no se ha concretado.