RÍO GALLEGOS - Un suboficial de policía de Santa Cruz que fue detenido por abuso sexual con acceso carnal pidió un teléfono, supuestamente para pedir elementos de higiene, pero lo usó para amenazar a su ex, que fue quien lo denunció.

El sábado 7 de noviembre se produjo la detención de un Suboficial de la policía de Río Gallegos por orden de la Jueza de Instrucción Marcela Quintana.

El hecho del que se lo acusa estaría enmarcado en el delito de abuso sexual  con acceso carnal y lo habría cometido contra su hijastra, según informó diario Nuevo Día. 

Tras su detención fue alojado en la Seccional Tercera, donde le pidió a sus pares un teléfono, aparentemente para solicitar que los familiares le lleven elementos de uso personal. Sin embargo, según detallaron fuentes al mismo diario, el detenido usó el celular para llamar, agredir y amenazar de muerte a su ex pareja, madre de la chica que denunció el abuso sexual.

Según se informó, la Jefatura de Policía ordenó el inicio de actuaciones administrativas por falta grave.