RÍO GALLEGOS - El hallazgo se produjo el martes pasado en Puerto San Julián, donde  un operario de la Planta de Tratamiento de Residuos Sólidos Urbanos (PTRS) encontró un feto en una bolsa de basura, en el momento en que se disponía a clasificar los desperdicios, en la cinta transportadora.

Fuentes policiales indicaron que a través de un llamado telefónico, la encargada de la planta alertó de lo acontecido e inmediatamente, efectivos de la Comisaría Segunda acudieron al lugar, informó La Opinión Austral.

El operario que encontró el cuerpo declaró que lo halló cuando abrió una bolsa negra. Hasta el momento se desconocen mayores detalles del hecho y no trascendió el estado en que se encontraba.

Este miércoles, cerca del mediodía, se dispuso el traslado del cuerpo a la morgue judicial de Río Gallegos para que se le realice la correspondiente autopsia y así determinar fehacientemente las causas del deceso.

El Juzgado de Instrucción y del Menor Nº 1 de la localidad de Zona Centro lleva adelante la causa, de la que hasta el momento no se poseen mayores datos concretos.