CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) -Luego del ataque de los Estados Unidos a Irán que dejó como saldo la muerte del general Qasem Soleimani, se confirmó una nueva detonación al norte de la ciudad de Bagdad, que dejó al menos seis muertos y tres heridos. Según informó la agencia Reuters, el objetivo era un convoy de vehículos que trasladaba personal médico de una milicia chiíta iraquí.

La movilización se realizaba entre las ciudades de Samara y Bagdad y dos de los tres vehículos fueron impactados por los proyectiles, lo que provocó la muerte de seis individuos y las heridas de otros tres.

La televisión estatal del país indicó que el hecho se produjo a las 01:12 horas local, cerca de las 22:12 de este viernes en la Argentina.

Los fallecidos eran miembros de la milicia chiíta, integrantes de las Fuerzas Populares de Movilización. Esta es la coalición que integran aquellos grupos respaldados por Teherán.